lista de correosrecibe automaticamente las actualizaciones a tu correosiguenos en tuitersiguenos en facebook siguenos en youtube

enlaceZapatista

Palabra del Ejército Zapatista de Liberación Nacional

Oct302006

Chihuahua. Acto público en el Parque Revolución. 30 de octubre del 2006

Acto público en el parque Revolución Lea aquí

Reunión con adherentes en la ciudad de Chihuahua Lea aquí

Acto público en el Parque Revolución
30 de octubre del 2006

Buenas tardes Chihuahua.

Es un honor para nosotros regresar a nuestra tierra y platicarles algunas cosas que hemos visto y de lo que se dice en el resto del país, porque a todos —en el país y en el mundo— les están vendiendo la mentira de que el Norte de México está bien, que la gente vive bien, que no hay injusticia, que todos quieren al Partido de Acción Nacional, que aman al tarugo de Vicente Fox y que tienen esperanza en el enano de Felipe Calderón.

Lo que hemos visto en nuestro paso por Sinaloa, por Baja California Sur, Baja California, Sonora y ahora que venimos de la Sierra Tarahumara, vemos que no es así. Vemos que en todas partes se está despojando la tierra a los campesinos, se humilla a los indígenas, se persigue a los jóvenes por su diferencia, se caza a las mujeres como si fueran piezas de cacería, se humilla y se desprecia a los ancianos, y lo niños siguen siendo tratados como si fueran nada más un cliente que está esperando recibir su tarjeta de crédito.

Nosotros lo que vemos es que hay una gran riqueza en el norte y una gran pobreza. Que esa gran riqueza está siendo apropiada por los grandes políticos, como Reyes Baeza, como el presidente municipal de Chihuahua, como la gente que se está movimiento por parte del gobierno en la Sierra Tarahumara, para entregar las tierras indias al gran capital extranjero.

No es cosa que nos hayan contado por otro lado, es misma la sangre digna de Chihuahua —hombres y mujeres— los que nos están mostrando este país. Cuando veníamos en el Chepe —en el tren de Chihuahua al Pacífico—, hablamos con algunos de los maquinistas y trabajadores del tren. Un señor que lleva trabajando cuarenta y dos años y que fue jubilado con mil quinientos pesos al mes, ¿quién puede vivir con mil quinientos pesos al mes? Y cómo es justo, cómo podemos decir que es justo, que alguien después de cuarenta y dos años, de estar transportando gente, mercancías, cosas que son valiosas para la sociedad, sea tratada como si fuera una basura.

Y si hacemos la cuenta, vemos que Vicente Fox, por seis años, va a recibir tres millones trescientos cincuenta mil pesos de pensión para pasar su vejez. Durante seis años lo único que hizo fue comprarle las toallas a su señora, sus calzones y decir tarugadas en los medios de comunicación por todas partes. Nunca habíamos tenido un presidente tan idiota como Vicente Fox en la República mexicana, ¿y qué podemos esperar del que sigue?, que es Felipe Calderón.

Nosotros hemos llegado a Chihuahua, hemos llegado a Chihuahua porque queremos aprender, sabemos un poco de la historia de lucha y de dignidad que hay acá. Sabemos la rebeldía de Chihuahua, cómo ha sacudido al resto del país en determinados momentos de la historia. Sabemos que se carga con el dolor de los presos políticos, que las cárceles están llenas de indígenas, de gente pobre, de jóvenes, de vendedores ambulantes, de trabajadores que luchan por sus derechos sindicales. Y los verdaderos criminales están en el palacio de gobierno del estado, están en las presidencias municipales y están en el congreso del estado de Chihuahua.

Y nosotros vemos eso y venimos a pedirles, humildemente, que nos enseñen la lucha de Chihuahua, que no sólo nos enseñen su dolor, no sólo nos muestren las injusticias que se están padeciendo, sino también que nos muestren su organización, la forma en la que se están juntando unos con otros para luchar contra la injusticia.

Sólo les pedimos que esas luchas y esas injusticias no queden sólo en el estado de Chihuahua, no sólo porque es muy grande, sino también porque está dentro de una casa más grande que nosotros llamamos México, y con el que queremos unirnos todos los que estamos abajo: niños, jóvenes, mujeres, adultos, trabajadores, empleados, ancianos, para poder transformar este país, precisamente como empezó, una transformación radical hace cien años, en 1906; y como empezó hace doscientos años en 1810.

Que las celebraciones que quieren hacer los gobiernos de la Independencia y de la Revolución Mexicana, no sean arriba, sino sean abajo y podamos organizarnos, ahora sí, para echar fuera a todos los políticos, a todos los diputados, a todas las presidencias municipales, a todos los gobernadores de los estados y a cualquier presidente de la República que se llegue sin el mandato del pueblo.

Nosotros queremos organizarnos junto con ustedes, ser compañeros, no venimos a mandar ni a darle órdenes a Chihuahua. Venimos a aprender y a decirles que queremos ser compañeros: que si se levanta un movimiento aquí, nosotros —en la montaña, en las montañas zapatistas, en el sureste mexicano, en Chiapas—, nos levantemos también con ustedes. Y que junto con ustedes, luchemos por la dignidad para el rarámuri en la Sierra Tarahumara, por la defensa de esa montaña, por la defensa de los derechos de los niños, de las mujeres, de los jóvenes, de los ancianos, por cambiar no sólo Chihuahua, sino todo el país.

Ahora está pasando un gran dolor en estas tierras, en Oaxaca, los grandes medios de comunicación están diciendo mentiras, la gran televisión, los grandes periódicos. El idiota de Fox está diciendo que se está tomando la ciudad de Oaxaca sin que haya derramamiento de sangre. Hay cuando menos tres muertos, uno de ellos, un niño de doce años, ¿cómo puede sostenerse con vergüenza un gobierno que para poder gobernar, para poder mantener a un criminal como es Ulises Ruiz —que es el gobernador de Oaxaca—, tiene que matar a un niño de doce años?.

Y cómo podemos estar en Chihuahua o en cualquier parte del país o en cualquier parte del mundo y ver que un niño es asesinado por la Policía Federal Preventiva y quedarnos callados o no hacer nada, voltear para otro lado. Cualquier hombre o mujer honesto, con un mínimo de nobleza, tiene que decir y hacer algo. Oaxaca se está quedando sola, y venimos aquí a Chihuahua, a decir que no está sola, que nosotros donde andemos, haremos algo por ella.

Hemos hecho consultas con nuestra dirección —nuestros jefes indígenas en las montañas del Sureste mexicano— y hemos tomado una decisión, que voy a comunicar en estos momentos:
COMUNICADO DEL COMITÉ CLANDESTINO REVOLUCIONARIO INDÍGENA – COMANDANCIA GENERAL DEL EJÉRCITO ZAPATISTA DE LIBERACIÓN NACIONAL.
MÉXICO.

30 DE OCTUBRE DEL 2006.

AL PUEBLO DE MÉXICO:
A LOS PUEBLOS DEL MUNDO:
A TODA LA OTRA EN MÉXICO Y AL NORTE DEL RÍO BRAVO:
A TODA LA SEXTA INTERNACIONAL:

COMPAÑEROS Y COMPAÑERAS:
HERMANAS Y HERMANOS:

COMO ES DE CONOCIMIENTO PÚBLICO, EL DÍA DE AYER, 29 DE OCTUBRE DEL 2006, LAS FUERZAS FEDERALES DEL GOBIERNO DE VICENTE FOX, ATACARON AL PUEBLO DE OAXACA Y A SU MÁS DIGNA REPRESENTANTE, LA ASAMBLEA POPULAR DE LOS PUEBLOS DE OAXACA, LA APPO.

HASTA EL DÍA DE HOY, LOS FEDERALES HAN ASESINADO A CUANDO MENOS TRES PERSONAS, ENTRE ELLAS UN MENOR DE EDAD; DEJADO DECENAS DE PERSONAS HERIDAS, ENTRE ELLAS VARIAS MUJERES OAXAQUEÑAS; Y DECENAS DE DETENIDOS QUE FUERON TRASLADADOS ILEGALMENTE A PRISIONES MILITARES. A TODO ESTO SE SUMAN LOS MUERTOS, DETENIDOS Y DESAPARECIDOS DESDE EL INICIO DE LA MOVILIZACIÓN QUE DEMANDA LA SALIDA DE ULISES RUIZ DEL GOBIERNO DE OAXACA.

LA ATAQUE FEDERAL NO TIENE MÁS OBJETIVO QUE MANTENER A ULISES RUIZ EN EL PODER Y DESTRUIR LA ORGANIZACIÓN POPULAR DE LOS DE ABAJO DE OAXACA.

EL PUEBLO DE OAXACA RESISTE. NINGUNA PERSONA HONESTA PUEDE PERMANECER EN SILENCIO E INMÓVIL MIENTRAS TODO UN PUEBLO, MAYORITARIAMENTE INDÍGENA, ES ASESINADO, GOLPEADO Y ENCARCELADO.

NOSOTROS, NOSOTRAS, LAS ZAPATISTAS, LOS ZAPATISTAS, NO CALLAREMOS Y NOS MOVILIZAREMOS EN APOYO AL PUEBLO HERMANO Y COMPAÑERO DE OAXACA.

LA COMISIÓN SEXTA DEL EZLN HA CONSULTADO YA A LA DIRECCIÓN ZAPATISTA Y SE HA DECIDIDO LO SIGUIENTE:

PRIMERO.- DURANTE TODO EL DÍA PRIMERO DE NOVIEMBRE DEL 2006, SERÁN CERRADAS LAS CARRETERAS Y CAMINOS QUE ATRAVIESAN LOS TERRITORIOS DONDE EL EZLN MANTIENE PRESENCIA EN EL SURORIENTAL ESTADO DE CHIAPAS.

EN CONSECUENCIA, EXHORTAMOS A TOD@S A QUE SE ABSTENGAN DE TRANSITAR POR LAS CARRETERAS DE CHIAPAS ESE DÍA Y TOMEN LAS PROVIDENCIAS NECESARIAS PARA ELLO.

SEGUNDO.- A TRAVÉS DE SU COMISIÓN SEXTA, EL EZLN HA INICIADO CONTACTOS Y CONSULTAS CON OTRAS ORGANIZACIONES POLÍTICAS Y SOCIALES, ASÍ COMO CON GRUPOS, COLECTIVOS Y PERSONAS DE LA OTRA CAMPAÑA, PARA INICIAR JORNADAS DE SOLIDARIDAD CON OAXACA Y CONVOCAR DE FORMA CONJUNTA A TODO EL MÉXICO DE ABAJO A REALIZAR UN PARO NACIONAL EL DÍA 20 DE NOVIEMBRE DEL 2006.

TERCERO.- EL EZLN HACE UN LLAMADO A LA OTRA CAMPAÑA EN MÉXICO Y AL NORTE DEL RÍO BRAVO, PARA QUE ESTE PRIMERO DE NOVIEMBRE DEL 2006 SE MOVILICE, DONDE SEA POSIBLE, CERRANDO DE MANERA TOTAL, PARCIAL O INTERMITENTE, REAL O SIMBÓLICAMENTE, LAS CALLES, CAMINOS, CARRETERAS, CASETAS, ESTACIONES, AEROPUERTOS Y CUALQUIER MEDIO DE COMUNICACIÓN.

CUARTO.- EL MENSAJE QUE LOS ZAPATISTAS, LAS ZAPATISTAS MANDAMOS Y MANDAREMOS AL PUEBLO DE OAXACA ES UNO SOLO: NO ESTÁN SOLOS, NO ESTÁN SOLAS.

¡FUERA ULISES RUIZ DE OAXACA!

¡RETIRO INMEDIATO DE LAS FUERZAS FEDERALES DE OCUPACIÓN EN TERRITORIO OAXAQUEÑO!

¡LIBERTAD INMEDIATA E INCONDICIONAL A TOD@S L@S DETENID@S!

¡CANCELACIÓN DE TODAS LAS ÓRDENES DE APREHENSIÓN!

¡CASTIGO A LOS ASESINOS!

¡JUSTICIA!
¡LIBERTAD!
¡DEMOCRACIA!

Desde el norte de México.
Por el Comité Clandestino Revolucionario Indígena – Comandancia General del Ejército Zapatista de Liberación Nacional.
Por la Comisión Sexta del EZLN.

Subcomandante Insurgente Marcos.
México, Octubre del 2006.

Hemos hecho ya acuerdos con algunas organizaciones políticas de la Otra Campaña, y esa declaración será leído por un compañero del Frente Popular Francisco Villa Independiente y recibiremos un mensaje también de estas organizaciones, les pido paciencia y atención, porque estamos dispuestos todo por defender a Oaxaca.

Chihuahua, Chihuahua
Reunión con adherentes

30 de octubre del 2006

Compañeros: no, no estoy enojado, estaba yo agarrando el tono norteño ya. Sí señor, regresamos a Chihuahua, cómo chingaos no. Compañeros y compañeras de Chihuahua: gracias que nos recibieron a nosotros la Comisión Sexta y a los compañeros y compañeras que vienen en la karavana, de medios alternativos.

Se supone que yo voy a explicar la Otra Campaña, pero dudo que pueda hacerlo mejor que la compañera Martha de los Ríos, a la hora que hizo su exposición. Según lo que vemos nosotros, hay aquí en este cuarto tanta dignidad, que no cabe en el estado de Chihuahua, que es el más grande de la República mexicana.

Y ojalá en esas historias que nos contaron y que nos conmovieron —y además que fueron una lección para nosotros—, hubiera un lugar para Oaxaca. Porque hace una horas escucharon ustedes lo que está pasando en Oaxaca, y lo que vamos a hacer. Y nadie mencionó aquí, si pasado mañana, la Otra Chihuahua va a hacer algo.

Y me parece importante que lo tomen en cuenta y lo digan, porque aquí tengo un reporte aproximado de lo que está ocurriendo en el mundo, en solidaridad con Oaxaca. Hay movilizaciones y manifestaciones en 25 ciudades del mundo: Madrid, Barcelona, Berlín, Milán, Brasilia, Sao Paulo, Río de Janeiro, Ciudad de México, Nueva York, Washington, Houston, Portland, Austin, Sacramento, Los Ángeles, Chicago, Montreal, Santiago de Chile, Londrés, París, Munster en Alemania, Marsella y Toulous en Francia.

Y si tanta dignidad que hay aquí en esta sala —que no cabe en Chihuahua—, ojalá y pudiéramos derramar un poco de ella hacia Oaxaca. Y poder decirle a la APPO y al pueblo oaxaqueño que estamos con ellos, que no están solos. Pasado mañana, nosotros vamos a estar en Juárez —mañana nos vamos para allá—, y lo que vamos a hacer nosotros es bloquear el puente internacional. En el marco de las movilizaciones que estamos llamando para ese día primero. Y esperamos pues, que si no pueden estar allá, pues aquí hagan algo también para que la Otra Chihuahua llegue hasta Oaxaca.

Llevamos 25 estados de la República. Éste es el estado 26, y hasta acá, en el estado 26, que escuchamos la palabra de la compañera Iskra y de Cuarto Menguante, lo estuvimos buscando esa palabra durante tantos estados, y qué bueno que fue en Chihuahua que la encontramos. Porque en el resto del país, se maneja frente a la gente de la tercera edad, ancianos, ancianas, viejitos… —como les quieran decir, allá nosotros les decimos nuestros mayores y mayoras, la gente que tiene más experiencia—. La concepción que se tiene es alguien que es motivo de limosna, de caridad o de lástima.

Y en ese sentido, nos sentimos muy identificados como indígenas. Porque nosotros, antes del alzamiento, éramos objeto de lo mismo. De limosna, de caridad, y de lástima. Fue necesario que llegáramos a Chihuahua y que Cuarto Menguante nos contara una posición digna, política, anticapitalista, de esto que significa rebasar los 60 años. Y no se trata sólo de la advertencia que nos hizo ella —y con ella todo el colectivo de Cuarto Menguante— de que tarde o temprano vamos a llegar ahí. Sino que se trata de ubicar cómo el sistema capitalista nos va asignando compartimentos, características, siempre abajo y de desprecio.

Y me recuerda lo que uno de nuestros mayores, el Viejo Antonio, nos decía respecto a esto de ser anciano o de ser mayor. En alguna de esas noches en la Selva Lacandona, sobre el Río Jataté, la luna se estaba desgastando en eso que se llama el cuarto menguante. Y le decía yo, cuando estábamos caminando con él, buscando cazar venado para poder comer, que era un poco triste cómo la luna se iba como borrando poco a poco, hasta que se acercaba a morir.

Y decía él que estaba yo viendo mal lo que estaba ocurriendo. Que no era que la luna se fuera desgastando en su caminar por el cielo, sino que simplemente se estaba preparando para ser nueva otra vez. Que a la hora que la luz se iba desgastando, no era así, sino que se estaba cubriendo con la sombra, en donde volvería a parir después esa uña de luz que se encaja en el cielo, que es lo que conocemos como la luna nueva.

No sé si son 22 años después, y varios miles de kilómetros que el Colectivo Cuarto Menguante nos vuelve a decir lo mismo. Ojalá que esa palabra recorra toda la República. Y no sólo la República, el mundo entero. Porque es una posición nueva, la necesitamos. Necesitamos aprender de ella. Y necesitamos hacerla nuestra.

Ojalá y a través de estos compañeros y compañeras que vienen en la karavana, que son de diversos colectivos y grupos, puedan hacer llegar esa palabra, para que otras personas de la tercera edad, ancianos, ancianas, viejitos, viejitas, como le llame cada quien en cada lado, pueda encontrar un lugar entre nosotros. Porque si la Otra Campaña no es capaz de darle, a cualquiera de nosotros: hombres, mujeres, niños, jóvenes, ancianos, un lugar digno, entonces nadie lo va a hacer.

Salud a esa palabra de Cuarto Menguante, que había que cambiarle el nombre y sería Luna Nueva, que eso es lo que decía el Viejo Antonio.

Decía un niño de allá —que ya no es niño, pero era niño entonces—, que es el Andulio… Nosotros tenemos una forma chueca de aprender el español: lo revolvemos todo. Hablamos al revés, así como los chicanos. Y aprendía mal el uso del plural. Entonces, él decía que cuando una señora tenía muchos hijos, entonces le aplicaba el plural a la mamá. Y decía: es mamases porque tiene varios niños. Y la forma en que hemos llegado nosotros a Shihuahua —como dicen ustedes—, o Chihuahua —como decimos nosotros— tiene caminos que no son conocidos.

En 1994, en los primeros días del alzamiento, unos compañeros nuestros fueron detenidos aquí, en Chihuahua, cuando intentaban derribar una torre eléctrica. Fueron presos. Y ¿quiénes los sacaron, los cuidaron, los hicieron que fueran libres otra vez? Fueron las Doñas de Chihuahua. Desde entonces, nosotros les mandamos un mensaje: que queríamos adoptarlas como mamás. Siguiendo el modo del Andulio, serían nuestras mamases, porque tienen varias decenas de hijos en las montañas del sureste mexicano. Hijos e hijas.

Son nuestras mamases, las Doñas de Chihuahua. Y venimos aquí, y a Juárez, a darles un homenaje, que es lo menos que podemos hacer porque bien halla la sangre que corre en esas venas. Y ojalá tuviéramos todos la dicha de ser paridos por estas señoras. Compañeras.

Pasó un compañero un compañero ahorita que, a mi manera de ver, es la intervención que define mejor lo que es la Otra Campaña. En efecto, se tardó 27 segundos en decirlo, y dijo: de lo que se trataba es de escuchar. No todos lo hacemos. Ni todos lo hacemos como debiéramos.

Porque aquí pasó un colectivo de obreros que se llama Tlatoleros. No sé si todos saben lo que quiera decir —yo no sabía—, pero no vi que nadie preguntara qué quiere decir tlatolero. Le pregunté al compañero qué quería decir. Y me explica él que era la forma en como se nombraba al mensajero, un indígena, que su trabajo era ir de mensajero de un pueblo a otro, para preparar las rebeliones contra el virreinato.

De una u otra forma, cada miembro de la Otra Campaña, cada integrante: hombre, mujer, no importa el tamaño, la edad o el color que tenga, es —de una u otra forma— un mensajero. De eso se trata. Porque la Otra Campaña no es esto que está aquí, sino es todo lo que queda afuera y que ve que su esperanza se agota. La Otra Campaña es la esperanza, es el tlatolero, el mensajero de la rebelión que se está esperando.

A los compañeros del Calli les digo que yo los conocí en el tren Chihuahua al Pacífico, en el tramo que va de San Juanito a Cuauhtémoc. Y me los presentó el maquinista del ferrocarril. Les voy a contar —como dicen ustedes— porque es una historia bien chida que se entienda lo que hacen y que sea otro el que lo cuente. Es un maquinista que dejó la máquina corriendo sola —yo dije: en la madre, ahora sí nos va a partir la madre—, porque yo veía que la máquina andaba, y él estaba platicando conmigo, y dije: bueno, pues aquí llegó, me iba a tovar Chihuahua. Si aquí nací, aquí morí, ni modo.

Y entonces, el me pensaba contar de pues los problemas que tenía en el sindicato, de cómo los había desbaratado Zedillo, a la hora que privatizó los ferrocarriles. Y de cómo estaban luchando por sus derechos laborales. Cómo les imponían jornadas laborales de 18 horas. Y luego llegaba el dirigente sindical y les decía: “tengo buenas noticias, acabo de conseguir una jornada laboral de 22 horas”, por el mismo salario. Y decía que él trataba de organizarse con otros para buscar que fueran defendidos sus derechos laborales.

En el tramo previo: de Mochis a Creel, el otro maquinista es el que nos contó lo que dije en la mañana: que llevaba 42 años de trabajar en el ferrocarril. Y según esto, se había jubilado a los 30. Y le daban mil 500 pesos al mes. Pues no pudo, tuvo que volver a trabajar para poder vivir.

Pero el maquinista que lleva de Creel a Chihuahua, en el tramo éste de San Juanito a Cuauhtémoc, me dice: “oiga ahora que vaya a Chihuahua, vaya a la calle Libertad e Independencia, ahí hay unos chavos que tienen un puesto, ahí tiene todo. Si usted quiere saber algo de los zapatistas, vaya y pregúnteles”, dice. Entonces me dice: “pero le encargo porque yo les encargué la canción —¿cómo se llama?— ¿la casita? con Oscar Chávez” —pero quedaron a debérselas no se la dieron, dice que se la iban a conseguir—. Y que si yo los veía. Le dije: pues no sé si los voy a ver. “Seguro —dice— esos son meros zapatistas pues. Llevan seis años”.

Y nos contó la historia: que ustedes — perdónenme— mejor que como la contaron ustedes. Porque dice que se plantan ahí y que los quiso quitar la autoridad. Pero así como norteño dice: “lo quiso quitar, ¡n’ombre qué se van a dejar! Se trincaron ahí y no los pudieron mover”, dice. Y ya los dejaron en paz, dice. Pero él sentía una especie de respeto y admiración por ustedes y por su trabajo.

No había en él ningún problema, ni por cómo se visten, ni qué es lo que hacen, ni nada. Había el respeto y la admiración por haber desafiado a la autoridad. Y porque contra todo y contra todos estaban difundiendo una causa que no tenía que ver con las modas electorales o políticas. Porque podía pasar de moda el zapatismo. O podían ser nuestros largos periodos de silencio y ustedes estaban dale y dale. Esto es lo que pasa. Ahí lo busquen el maquinista del Chihuahua al Pacífico.

Los compañeros ejidatarios de Aldama merecen una mención especial nuestra. No sé si están todavía siquiera los ejidatarios de Aldama. Ya se fueron, lástima. Porque la historia que nos contaron es la que hemos escuchado en el resto del país. El engaño, y el uso de las leyes por parte de las autoridades, para despojar a los campesinos.

Nosotros pensamos que nuestros compañeros de la karavana van a agarrar esa historia. Y sobre todo la decisión que tomaron de resistir al despojo de las tierras del ejido. Y qué bueno que le pusieron nombre al explotador. Porque ahora vamos a ver a Interceramic no como un piso, sino como alguien que despoja de la tierra a los campesinos. Ojalá que esa lucha se conozca en muchas partes, para que haya solidaridad y apoyo.

A mis tocayas del MARCk —yo a decir verdad, les voy a decir que se les olvidó la “O” y la “S”, pero ya veo que así se llaman—, y al Frente de Consumidores: la lucha que ustedes están llevando —nosotros sabemos— desde antes, que no es nueva, pero estaba sola, apartada y desconocida. En realidad todo el movimiento en contra de las altas tarifas de la luz, está en toda la República. Y no se da cuenta que está en toda la República.

Yo les cuento la anécdota que nos cuentan en una comunidad que se llama Joaquín Amaro, que está en Chiapas, en el municipio de Tonalá, que está en la mera orillada del mar. Ahí, cuando no los chinga el gobierno, los chinga el huracán. Les destruye todo y luego viene el gobierno a volver a destruir encima ¿no? Ellos llevan un movimiento desde hace muchos años, en contra de las tarifas eléctricas. Son muy tiernos y pacíficos para tratar con la Comisión Federal de Electricidad. Cuando llegan los de la Comisión a cortar la luz, los desnudan y los meten al agua hasta la mitad, a 40 grados centígrados al sol. Y entonces ya les preguntan si todavía quieren cortar la luz, y los de la CFE dicen: no, y se van.

Ése llegó a ser un movimiento muy importante en Chiapas, y se estuvo manteniendo, se está manteniendo todavía, durante muchos años, se mantiene todavía. Y llega un momento en que se plantea que su movimiento no puede ser sólo contra las altas tarifas de luz, sino que se está enfrentando a algo más grande —como explicó Doña Martha— que no tiene que ver nada más con el funcionario o con el empleado que va a cortar la luz, sino con todo el sistema y la clase política, que es la que está poniendo eso.

Ellos mismos nos decían: “no se trata sólo de… o no se trata de conseguir una rebaja en la tarifa de luz. Se trata de conseguir otro país”, así nos lo decía a nosotros. Y ahí mismo en Chiapas, pero ya al norte del estado —no al norte de la República, sino al norte de Chiapas—, por la zona de Palenque, otro grupo de indígenas, nos decía —tienen también su organización contra las altas tarifas de la luz—, y dice:

“Mire Subcomandante, yo tengo un foco y una grabadora, para oír cumbias, y la cuenta que me llega es de 800 pesos. Y entonces, ¿yo qué hago? pues voy juntando —el altero tiene así de las estas notas para que tiene que pagar—, entonces dice el gobierno que me baja la tarifa, pero aunque me la regale, no puedo, no me alcanza pues para nada. Entonces, nosotros lo que hacemos es que no pagamos. Y entonces, llega la autoridad, o sea la Comisión Federal de Electricidad, y corta la luz. Y nosotros la volvemos a conectar. Y vuelven a llegar y cortan la luz, y la volvemos a conectar. Luego cortan un pedazo grande. Vamos, nos juntamos, compramos un cable y lo conectamos nosotros. Viene la Comisión Federal de Electricidad a cortarlo y le decimos: ‘esa es propiedad privada, si te lo llevas es robo’. Entonces, dudan y ya no la cortan. Pero como quiera los están presionando en cualquier lado.

Si nos vamos al otro lado, al noroeste, en Mexicali, hay también un movimiento importante en contra de las tarifas eléctricas. Porque el problema —dice— es que aquí se chingó Roma —como dice el Andulio—. Porque cuando hace calor, te mueres si no usas el aire acondicionado. Y cuando hace frío, te mueres si no usas el calentador. Entonces, gastas en invierno y gastas en verano. Y no hay tarifa preferencial.

Entonces, prácticamente se les va el sueldo en pagar la luz. Y el nivel de tolerancia —nos lo explicaron así en kilowatts—, tanto es un precio, que está bueno, pero a partir de ahí sube Pero no hay quien viva con ese kilowatts que le dan, siempre tiene que consumir más. Entonces, nos decían: “ahora resulta que estamos trabajando no para la familia, sino para la Comisión Federal de Electricidad”.

Entonces, están esos movimientos dispersos por varias partes. Ahora lo volvemos a encontrar aquí con el MARC y con el Frente de Consumidores. Y habría que ir planteando, nosotros les pedimos que vean las páginas de internet de los compañeros de los medios alternativos, para que revisen cómo en varios estados están estos movimientos y empiecen a hacer contacto directo.

Nosotros vemos, ya que acabemos, que podría ser posible levantar un movimiento nacional de huelga general de pagos, nacional. Y ya quiero ver si a la CFE le alcanzan empleados para cortar la luz de millones de gente. Y nosotros decimos que debiera haber, lo que dicen ahí los compañeros: tarifa cero. Porque lo que nos están informando es que no sé cuántos pagan en los uso doméstico y pequeño comercio, pero los centros comerciales y los grandes hoteles están exentos del pago de luz.

Entonces, ¿cómo es posible que el que más consume luz no paga o paga muy poco, y el que consume menos luz paga más? Entonces, no se trata sólo de la zona, y de la tarifa, sino también, dentro de la misma zona, ahora sí quién tiene y quién no tiene ¿no? Probablemente, se puede en algún momento hacer un encuentro con este tema: nacional. Y no sólo que se intercambien experiencias de lucha, de resistencia, sino también propuestas y lleguen a plantear… Yo estoy seguro que esa demanda es nacional y va a ser apoyada por toda la Otra Campaña y por cualquier gente que sea medianamente inteligente, lo que deja a fuera a los políticos, empezando por Fox.

Pues más o menos, es a grandes rasgos lo que escuchamos, compañeros y compañeras. Ojalá voltearan a ver también —así como a Oaxaca— a la Otra Campaña que está en la Sierra Tarahumara, ahí con los rarámuris, también están organizados con nosotros. Tienen sus propias demandas, muchas son las mismas que los ejidatarios de Aldama: despojo de tierras, robo, les quitan el agua, los engañan por medio de las leyes y les están quitando las tierras. Y sería interesante hacer un movimiento ahí. Pero en concreto, sobre todo en la cuestión indígena, no es necesario ir a Chiapas. Aquí mismo tienen los mismos problemas que nos llevaron a nosotros a alzarnos en armas.

Entonces, compañeros y compañeras: nosotros les pedimos gracias —decimos allá, cuando queremos agradecerle a alguien le decimos: te pedimos gracias— por que nos recibieron, porque nos dieron su palabra. Yo soy el Delegado Zero, porque vienen más delegados. Como hemos visto la situación de los pueblos indios en el noroeste, cambiamos nuestro plan. Nuestro plan era empezar en febrero del año próximo, en el sureste. E ir plantando ya los delegados otros —decimos nosotros—, o sea, el 1, 2, 3, 4, 5, 6, en el sureste. Vamos a empezar en el noroeste y el norte.

O sea, a partir de marzo, vamos a empezar a aparecer por acá otra vez los encapuchados. Y en esa vuelta que vengamos, ya vienen mis jefes y jefas, o sea ahí vienen los Comandantes y Comandantas: Tacho, David, Hortensia, y eso. Y se supone que ya van a tardar acá. Entonces, nosotros necesitamos pues que esté bien organizad la Otra Chihuahua, porque entonces ahora sí viene la chamba.

No se trata de organizar un acto público y una reunión de adherentes. Sino salir, ahora sí que a los pequeños comercios con los ambulantes, a las casas… Para empezar a levantar el Programa Nacional de Lucha. Que debe de tener forzosamente el problema de las tarifas eléctricas. Pero también el trato de los pueblos indios, también los derechos agrarios. Como decía el compañero que habló del ejido Aldama: “a tierra debe ser de quien la trabaja”.

Y ahora en Sonora, alguien lo dijo muy claro: “tiene que modificarse el Artículo 27 y tiene que volver a su esencia original”. Nosotros le dijimos: pues vamos de una vez por todo, por toda la Constitución, no nada más el Artículo 27.

Lo que hemos visto en el norte de México… Porque a nosotros nos decían: “n’ombre al norte ni vayas, ahí el que no es PAN, es bolillo. Y es otra realidad, porque tienen un nivel de vida muy alto” —y no sé qué madre—. O sea, no vayas porque nadie te va a hacer caso. Y ya que pudimos arreglar que pudieran relevarnos ahí con los compañeros de Atenco…

Que es una lucha que no debemos olvidar nunca, porque son nuestros compañeros. Y yo veo que la mayoría aquí son mujeres. Además, como mujeres, nunca deben olvidar Atenco. Porque esas compañeras las torturaron por ser mujeres. Nada más por eso. Y las lastimaron como mujeres. Además de como luchadoras y todo eso. Y están en la cárcel todavía, porque son mujeres. Y yo me imagino que debe haber algo así que se llama solidaridad de género y no sé qué, que debiera hacer sentir. Porque un hombre por muy progresista o lo qué sea, no puede imaginarse lo que es ser mujer, por mucho que se opere.

Entonces, como mujeres, ustedes pueden entender mejor lo que es ser agredida físicamente como ser mujer. Como fueron estas compañeras. Entonces, Atenco no hay que olvidarlo. En la mañana habló Octavio, pero también habló la compañera Italia, que estuvo presa. Esa gente tiene que recordar siempre que sus compañeros, no importa en qué parte de la República estén, no los van a dejar solos.

Cuando pudimos organizarnos y que nos relevaran ahí, ahorita hay tres comandantes que están movilizándose por lo de Atenco, para que yo pudiera terminar el norte, nos decián pues que no iba a haber nada.

Y nada más entrando en Sinaloa, empezó a brotar todo. Ya sin el espejismo electoral. Ya sin la esperanza de que: por el bien de todos, primero los puestos y los cargos. Perdón es que me da coraje, porque acabo de leer en el internet, que el secretario general del PRD dicen que ellos estuvieron de acuerdo con la entrada de la PFP a Oaxaca. Y que la pidieron. Pero que pidieron que no reprimieran. Ahí va en su cuenta lo del niño muerto, y otros dos: un maestro y un enfermero también murió. Fue asesinado, hay que decirlo por su nombre.

Entrando a Sinaloa empezamos a ver que no era así, pero la situación de los pueblos indios, que terminamos la parte del noroeste con los compañeros rarámuris, está de la jodida ¿eh? Ese Bours no tiene madre. Reyes Baeza no se diga. Elorduy o Elordui, no sé cómo le llaman al gobernador de Baja California.

O sea, hay pueblos ahí que están a punto de desaparecer como cultura, de ser aniquilados. Sin una bala, sin una bomba, con puras leyes. Y al voltear a ver para allá —que les queda cerca— van a poder entender mejor a los compañeros del ejido Aldama, y porqué es importante apoyarlos, y ponerle nombre al explotador y al despojador, que es Interceramic. Porque ese señalamiento va a empezar a encontrar el eco en el resto del país, y en el noroeste de México.

Lo que hicieron las elecciones fue vender un engaño: la boleta electoral partió el país a la mitad y le dijo a la gente que el sur es amarillo y el norte es azul. Se les olvidó decir que la gran mayoría de los mexicanos no votaron. Y no votaron porque no creen en la clase política. Porque no creen que sea el camino. Nosotros, los que estamos en la Otra Campaña, pensamos que no es por ahí. Que tenemos que volver a levantar todo desde abajo. Volver a hacer la política. Y aquí retomo lo que dijo el compañero: empezar por escuchar, por escucharnos.

La Otra Campaña en el norte, en Chihuahua, la tiene difícil, porque tiene que hacer las dos etapas en las que estamos, al mismo tiempo. Tiene que presentarse —que fue lo que hicieron ustedes—, decir: esto soy, aquí estoy, así veo el mundo, así veo mi país, esto quiero hacer, así lo voy a hacer. Que es más o menos la metodología de la Sexta Declaración. Y al mismo tiempo, tienen que organizarse y definir qué Otra Campaña quieren en Chihuahua.

Aquí se expresaron varios tipos de lucha: contra las tarifas eléctricas, por los derechos ejidales, por la presentación de los desaparecidos, por el respeto a la cultura, por la otra forma de hacer cultura, lo que cada quien está haciendo. La Otra Campaña no quiere decir que dejen esa lucha y se pongan a hacer otra cosa. Lo que quiere decir es que esa su lucha la hagan más fuerte. La Otra Campaña debe hacer crecer la demanda de tierra y libertad de los ejidatarios de Aldama. Debe hacer crecer la demanda por la presentación de los desaparecidos. Debe hacer crecer el trabajo cultural alternativo de anarquistas, libertarios, punks. Debe hacer crecer la lucha por las tarifas preferenciales de luz. La lucha de cada quien tiene que crecer dentro de la Otra Campaña.

Se trata de cada quien que profundice en su lucha. Y la haga fuerte a la hora que se junta con otros. Como explicó Martha: no se trata de que dejen de luchar por la tarifa. Se trata de que hay que apoyarse unos a otros. Y hacer nuestra la lucha del otro. Y sólo lo podemos hacer si escuchamos al otro. Si sólo nos estamos escuchando a nosotros mismos, vamos a sentir que estamos solos. Y eso es una mentira. Porque no estamos solos.

Lo que está demostrando la Otra Campaña es que no estamos solos. La forma en que esas luchas crezcan, se hagan nacionales, y triunfen, es en la Otra Campaña. Nosotros no les estamos ofreciendo que van a cambiar las cosas de un momento para otro, con un nuevo presidente, con un nuevo secretario de la CFE, o lo que ustedes quieran. Nosotros se las estamos poniendo más sencilla: vamos a cambiar el país completo.

Y hay un estorbo fundamental que es la clase política, todos. No sólo la clase política, los funcionarios y los presidentes y todo eso. También los partidos políticos electorales. Entonces, lo que tenemos enfrente, es no sólo organizarnos e imaginar, soñar —como decía una compañera— cómo le vamos a hacer en nuestra realidad. Sino que tenemos que soñar otro país completamente diferente al que nos han heredado.

De tal forma que el presupuesto, la realidad, que se estén enfrentando los hijos, los nietos, sea completamente distinta. Y ojalá, ojalá, que los dolores que tenemos cada uno sean nada más motivo de un cuento de horror, para meterle miedo a los niños que vengan después. Pero que ni siquiera se imaginen que algún día ocurrió eso.

Eso es lo que se está proponiendo la Otra Campaña. Quien no lo pueda ver, pues se equivocó de canal, o de ciudad, o de estado. Porque, perdónenme, pero la víspera de que se formara la División del Norte, parecía que no se podía. Y la División del Norte, que fue la que maravilló al mundo en su época, y quebró al ejército federal en la batalla de Zacatecas, empezó con un puñado de hombres. Un año después, no sólo en México, sino hasta los gringos les tenían miedo. Y fue aquí en estas tierras de Chihuahua.

Nada más que como nosotros somos la Otra Campaña, el próximo Francisco Villa va a ser mujer y no va a tener bigote. Gracias compañeros, gracias compañeras.

 

Area de Descargas

Descargue aquí los archivos de este artículo en su formato original.

Share

7 Comentarios »

  1. QUE GUSTO VER TANTAS MUJERES VALIENTES PARTICIPANDO EN CHIHUAHUA CON LOS ZAPATISTAS, TAL VEZ SON LAS CONTEMPORANEAS DE AVELINA GALLEGOS DE DIEGO LUCERO ETC.
    DESDE LOS ANGELES CA. LES MANDO UN SALUDO LLENO DE ADMIRACION Y REGOCIJO, SOY CHIHUAHUENSE RESIDIENDO ACA, EXTRABAJADORA DE LAS MAQUILAS DE JUAREZ DE AQUELLOS TIEMPOS QUE TODAVIA TRABAJABAMOS LOS SABADOS. SALUD CHIHUAHUA. VIVA LA TRADICION DE LUCHA VIVA ARTURO GAMIZ Y TODOS LOS VALIENTES CHIHUAHUENSES QUE QUEDARON EN LA HISTORIA

    Comentario de MANUELA — octubre 31, 2006 @ 11:21 am

  2. viva la APPO
    VIva la Otra Campaña
    Viva Mexico
    VIva La Nueva Revolucion.

    Muera el Capitalismo
    Mueran los Malos gobiernos y sus peteticos representantes.
    Muera el sistema de explotacion.

    Ulises Ya cayo
    Le sigue Calderon.

    Viva el Subcomandante Marcos
    Viva el Pueblo de MExico.

    Comentario de gersain — octubre 31, 2006 @ 9:58 pm

  3. Que viva la otra campaña y que viva nuestra luxa indigena!

    Comentario de Berklifaztlan — noviembre 1, 2006 @ 1:29 am

  4. los compas que estan en la universidad de oaxaca estan en resistencia debemos apoyarlos por todos los medios, saludos a los compas exasesores de educación de san pedro Polho en Chiapas y que hoy estan en pie de lucha en la universidad de oaxaca.
    NO ESTAN SOLOS, NO ESTAN SOLAS.

    Comentario de edgar gato polho — noviembre 1, 2006 @ 4:45 pm

  5. Compañero, es grato enviarle un saludo, espero que la resistencia en oaxaca sea en paz, nuevamente fue acertada su postura de la fuerza aoxaqueña al pactar con la iglesia como intermediaria en las negociaciones, sin embargo es necesario apoyar estas acciones para demostrar que el pueblo se une en la lucha civica.

    Comentario de Donatelo — noviembre 2, 2006 @ 11:09 am

  6. Estoy buscando voluntarios que estén interesados en participar en proyecto underground de propaganda contra el sistema. Tenemos dos objetivos; inducir a la población a la crítica y presionar al sistema de gobierno. Principalmente personas de la Cd. de Chihuahua.
    javierxchiwas@hotmail.com

    Comentario de Javier — enero 21, 2007 @ 4:04 pm

  7. TODO SOBRE CHIHUAHUA

    Comentario de QUIERO SABER MAS DE CHIHUAHUA — enero 28, 2007 @ 2:22 pm

RSS para comentarios de este artículo. TrackBack URL

Deja un comentario

Notas Importantes: Este sitio web es de la Comisión Sexta del EZLN. Esta sección de Comentarios está reservada para los Adherentes Registrados y Simpatizantes de la Sexta Declaración de la Selva Lacandona. Cualquier otra comunicación deberá hacerse llegar por correo electrónico. Para evitar mensajes insultantes, spam, propaganda, ataques con virus, sus mensajes no se publican inmediatamente. Cualquier mensaje que contenga alguna de las categorías anteriores será borrado sin previo aviso. Tod@s aquellos que no estén de acuerdo con la Sexta o la Comisión Sexta del EZLN, tienen la libertad de escribir sus comentarios en contra en cualquier otro lugar del ciberespacio.


Archivo Histórico

1993     1994     1995     1996
1997     1998     1999
2000     2001     2002     2003
2004     2005     2006
2007     2008     2009     2010
2011     2012     2013
2014     2015     2016     2017

Comunicados de las JBG Construyendo la autonomía Comunicados del CCRI-CG del EZLN Denuncias Actividades Caminando En el Mundo Red nacional contra la represión y por la solidaridad