lista de correosrecibe automaticamente las actualizaciones a tu correosiguenos en tuitersiguenos en facebook

enlaceZapatista

Palabra del Ejército Zapatista de Liberación Nacional

Abr282007

Jornadas de trabajo del 15 al 21 de abril, Aguascalientes

14 de abril, Reunión con Adherentes


15 de abril, Reunión con el Partido de los Comunistas

Palabras de la Comandanta Sandra Leer aquí

Palabras del Comandante Moisés, primera parte Leer aquí

Palabras del Comandante Moisés, segunda parte Leer aquí


17 de abril, Reunión con Colectivo Estudiantil de la Universidad Autónoma de Aguascalientes

Palabras de la Comandanta Sandra

Palabras del Comandante Moisés Leer aquí


19 de abril, Reunión con Mujeres de Cañada Honda

Palabras de la Comandanta Sandra

Palabras del Comandante Moisés, primera parte Leer aqui

Palabras del Comandante Moisés, segunda parte Leer aquí


20 de abril, Reunión con Comunidades Eclesiales de Base y pueblos de San Francisco

Palabras de la Comandanta Sandra

Palabras del Comandante Moisés, primera parte

Palabras del Comandante Moisés, segunda parte


21 de abril, reunión con Colectivo Los Otros y Las Otras

Palabras de la Comandanta Sandra Leer aquí

Palabras del Comandante Moisés, primera parte

Palabras del Comandante Moisés, segunda parte

Palabras del Comandante Moisés, tercera parte

Canción de los Comandantes


15 de abril, Reunión con el Partido de los Comunistas

Palabras de la Comandanta Sandra

Con el permiso de todos y todas ustedes me hago uso de la palabra. A nombre de los hombres y mujeres, niños, niñas, ancianos y ancianas del Ejército Zapatista de Liberación Nacional reciben un saludo para ustedes.

Entonces nosotros venimos aquí para platicar y escuchar en ambos, ya escuchamos la palabra de ustedes, la situación cómo han venido viviendo y cómo siguen viviendo.

Entonces, les voy a platicar un poco compañeros y compañeras. Aquí vamos a luchar juntos todos y todas, hombres, mujeres, niños, niñas, ancianos y ancianas, estudiantes, obreros, campesinos, amas de casa, y jóvenes y jóvenas, para unir nuestra voz, para unir nuestra demanda. Quiere decir esto, tenemos que buscar una liberación donde es justo para todos y todas, porque nosotros un 29, 31 de diciembre de 1993, dijimos los indígenas de Chiapas aquí estamos y dijimos, con orgullo dijimos, nos vamos, también nosotras como mujeres tomamos las armas ¿Por qué? porque vimos la situación muy horrible, muy sucio como ya dijeron de la educación, de la salud, vemos que no hay nada. Precisamente nosotros con orgullo dijimos ¡aquí estamos!, ¡ya basta! la humillación, la opresión, el desprecio, el olvido que lo estamos viviendo. En ese tiempo entonces ustedes todavía no saben pero nosotros sí, nosotros sí, pero como sea ya estamos con ustedes aquí.

¿Porqué venimos a platicar, a escuchar? lo que ustedes están viviendo también, es la misma situación que estamos viviendo allá. Nosotras cuando nos enfermamos no hay buena atención, especialmente a las mujeres, no tiene atención, aunque sea maestra, aunque sea trabajadora pero no tiene la atención igual como los ricos. De eso tuvimos que analizar y discutir con nuestras propias compañeras y compañeros, entonces dijimos ya no queremos eso, queremos tener una vida mejor, un mundo mejor, donde vamos a vivir con risa no con lágrimas, donde podamos vivir con gusto no como ahorita estamos viendo que no tenemos nada, nos da lástima al decir, pero nos da coraje al verlo todo esto.

Aquí veo algunos y algunas compañeras y compañeros tiene ganas de soltar lágrimas, vale compañeros, vale compañeras, en 94 soltamos lágrimas, no solo íbamos sino que soltamos ¿porqué? porque lo vivimos con nuestro propio sangre. Al ver un hijo muerto en el brazo es una lágrima ¿porqué? porque no hay atención ¿por culpa de quién? por culpa de la sistema como ya dijeron, por culpa de unos cuantos.

Entonces por eso vine o venimos con el compañero comandante Moisés para escucharlo a ustedes y para que podamos platicar y unirnos. Nosotros somos dos que estamos aquí pero con ustedes somos muchos, entonces, no se preocupen compañeros y compañeras, la unidad lo tenemos que lograr.

Vamos a tener una vida mejor para el futuro, aunque no nosotros, pero los niños y niñas que vienen creciendo, eso es lo que queremos construirle una vida mejor para el futuro de ellos, de ellas, para el futuro de los hijos de ellos, o los nietos de ellos, entonces, no se desanimen. Nosotros y nosotras estamos conscientes, pase lo que pase, venga lo que venga, estamos para eso. Si aquí nos desaparecen, pero tenemos otros compañeros quien va seguir.

Acuérdense compañeros y compañeras, los luchadores y luchadoras han caído, han derramado sangre, pero la sangre de ellos somos nosotros y nuestra sangre si es posible, son los niños que viven, son ellos que van a disfrutar la felicidad.


Palabras del Comandante Moisés

Compañeros y compañeras pues buenos días, buenas tardes, es que vine temprano. Bueno, pues como ya habló la compañera, el mandato que tenemos de nuestros compañeros, es eso, traerles pues la palabra del sureste mexicano y escucharlos a ustedes.

Como bien saben, pues desde hace ya un buen rato venimos saliendo, pues. Han salido compañeros desde los 1111, desde los 5000, después de los 24, pero pasaban y no había oportunidad de hablar de sentar así, porque ya ves que cuando es en público pues no se puede, y yo creo que lo han entendido así que no se puede, y es como cualquiera, quisiéramos estrechar la mano, darse una sonrisa por ahí, pero a veces no se puede cuando son eventos públicos grandes donde llega mucha gente. Entonces pasaron esas etapas digamos y ahora venimos nosotros, dicen que para quedarnos si es necesario ¿Para qué? para que los escuchemos, para que sí realmente podamos hablar, podamos dialogar, y emprender una lucha conjunta como usted dice.

Nosotros no buscamos nada pues, nosotros no somos como los políticos, nosotros no somos políticos, no somos profesionistas para eso, nosotros somos campesinos que trabajamos la tierra, vivimos de la tierra, vivimos de la madre tierra, no somos profesionistas, repito no somos políticos pues, pero entendemos la situación del pueblo, entendemos muy bien, sé la historia de ustedes, han combatido. Pero no podemos quedarnos ahí, no podemos quedarnos ahí y la invitación es eso que tienen que pensar ustedes, jubiladas o jubilados o próximos y nuestros jóvenes ¿qué nos espera?

Aquí en este pequeño encuentro veo puros, no veo jóvenes pues, y eso a mi me preocupa ¿porqué me preocupa? porque yo soy joven, siento que todos pasamos en esa etapa, y tienen que saber como se sintieron en esa etapa, regresen un poquito, entonces para que nuestros jóvenes se integren aquí en nuestra lucha, porque es la fuerza, es nuestra fuerza, los jóvenes en lo que sigue. Porque si nosotros nos quebramos, por mucho que estudiemos marxita-leninista pues no damos, ya no damos, porque nuestros jóvenes de por sí se nos van a ir, ¿porqué se nos van a ir? porque somos uno y miles son los que desvían, yo no lo digo yo, ustedes lo dijeron, que las maquinitas, que la televisión, que no sé que tanto, que gente en la calle, que su propio maestro, aunque sea su familia pero lo desvían, un papá y una mamá no lo va hacer pues posible que su hijo vaya bien, entonces es mi preocupación y debe ser la preocupación de ustedes, que ojalá que en los próximos, el círculo de estudio que dicen que no sea namas así, que se integren las jóvenes, los jóvenes y las jóvenas que decimos, que se integren más pues, que entienden su situación. Sabemos que es muy difícil, entiendo que es muy difícil, porque la presión de su estudio, la presión económica, es muy difícil yo les entiendo, pero también hay que darle esa oportunidad, decirle que es momento, es esa oportunidad que deben de aprovechar, es este momento que tienen que hacer su historia, como lo estamos haciendo nuestra historia, como lo están haciendo ustedes, pero nuestros jóvenes qué está pasando pues, porque de hecho creo que sí tienen jóvenes y jóvenas ¿o no? Entonces esa es la tarea que les encargaría yo, si es que lo ven ahí y si no es el camino que ven ahí tampoco venimos a imponer porque nosotros, nuestro paso siempre ha dicho no a imponer, no vamos a imponer, solo a acompañar y a hacer un llamado porque así lo vemos desde nuestra realidad. Porque como digo yo no vengo a imponer una idea por ganar un centavito, yo no gano ni un centavito sino que yo solo vengo a hacer un llamado de lo que siento, como ella dice de lo que siente, y lo que sienten ustedes, a hacer uno más fuerte como dice la compañera. Un dedito no puede pero un puño sí, pero dos puños mucho mejor y tres y muchos es lo mejor ¿y eso quien lo va a hacer? nosotros, nosotros lo tenemos que hacer pues. No podemos pedirle a los políticos porque ya sabemos, no podemos esperar de los políticos porque ya sabemos, ya sabemos, no podemos decir que esperemos otro año, o votemos este año por lo menos y ya la próxima a ver que pasa, ya sabemos que no va a pasar nada, ha pasado mucho tiempo desde que iniciaron los políticos y siguen, sigue lo mismo pues.

Entonces, como les decía entonces, los pasos que hemos hecho en la salida de los compañeros esos fueron y ahora venimos nosotros ya para traerles la palabra, la experiencia que hemos hecho entonces en la construcción de la autonomía. Como bien decía la compañera comandanta antes de 94 pues era horrible como dice, no no pues no, es difícil de explicarlo pues, como nos trataban en Chiapas pues es difícil explicarlo, más como indígena, más como mujer y como indígena, de plano pues no se puede explicar ni en media hora ni en todo el día, ni se puede explicar por ese sentimiento muy difícil pues, pero después de eso cambia la cosa pues.

Empezamos a construir lo que le llamamos la autonomía ¿de qué manera? pues formando nuestro gobierno desde el pueblo que decimos, después desde el municipio, más tarde, ahora que hace como 3 años pues ya las Juntas de Buen Gobierno, que es la asociación de varios municipios. En Chiapas geográficamente hasta ahora está dividida, le llamamos nosotros 5 zonas o 5 juntas. Nosotros venimos de la zona Morelia, de la zona zot´z choj, ahí es donde venimos nosotros, y con esa organización empezamos a ver entonces las diferentes formas de como el pueblo se tiene que mejorar, desde la producción, desde la salud y desde la educación, que son como la columna vertebral digamos de un pueblo para que pueda vivir, así llegamos a alcanzar a ver nosotros.

Por más que haya clínicas o medicina ahí en la clínica o en el centro de salud o haya buen centro de salud, si no hay alimentación igual no puede vivir un ser humano y aunque tenga salud y buena comida si no tiene educación, igual como dicen en mi pueblo nos lleva la chingada pues, porque cada quien toma su lado, lo que uno quiere y no hay razón, lo que le llaman aquí en la ciudad el civismo pues, no hay. Entonces, de eso tomamos como puntos entonces para formar digamos el nuevo pueblo que decimos nosotros, o la autonomía, como se llame, no importa tanto digo el como se llame, la cosa es que, la cuestión es que hay un nuevo pueblo que se rige por sí mismo, con sus propias leyes o reglamentos o como se entienda, como también lo entendemos, la cosa es que se está cuidando el pueblo.

Entonces, la compañera decía pues que hiciéramos la experiencia de cómo, precisamente por eso, pero para que se logre eso tenemos que hacer lo que le llamamos nosotros la rebeldía. Hay que ser rebeldes pues, porque si no, pues nunca nos van a ver si somos cabrones como dicen, si alguien, si este compa me quiere retar y si nunca me pongo al tiro pues siempre me va a estar retando, pero si me paro y le digo órale y entonces si me ve chiquito porque él es más grandecito pues, pero pues no sabemos todavía, es cuestión de probar fuerza y eso es lo que hicimos en 94, el pinche gobierno con sus helicóptero, con su tanque, con todo lo que mandó, la historia la saben ustedes, no es necesario que yo les explique cómo estuvo, ¿y qué? ¿qué nos hicieron? salieron cagándose de miedo pues, digo no lo vi pues pero me supongo, entonces nos rebelamos, esa es la rebeldía. Pero cuando decimos rebelde hay que resistir y ¿cómo hay que resistir? no estar pidiendo limosna todavía pues, como decía la compañera, si no hay dinero uno se busca la manera, por ejemplo ella está haciendo su bordado, qué tal si alguien si tuviera hecho, ahorita está en proceso, pero si estuviera hecho que tal que dijera bueno quieren comprar esto para su tortilla o para su adorno. Bueno a lo mejor sí, es la manera como hicimos con nuestros compañeros aliados, se puede decir, de las ciudades y todo eso, es la manera como nos ayudamos para no estar pidiendo despensas con el gobierno pues, porque después del 94 nos mandaba pues despensas, atún caducada o galletas caducada, todo eso, pues ahí en los pueblos donde son netamente gobernistas pues siguen eso pues, leche no se que tanto pues, ya ven que lo que dan para los pueblos nunca es comercial no, liconsa, es gratuito todo, siempre pues, eso ya sabemos que es de por sí lo que sobra, entonces dijimos nosotros ¡nada!, no queremos nada por eso somos rebeldes, nos gobernamos, nos sostenemos económicamente nosotros como pueblos.

Y así comienza la salud ¿cómo tiene que comenzar la salud? porque no hay medicamento, no hay dinero, pero hay nuestros sabios, nuestros ancianos, entre ellos podemos combinar para iniciar mientras podemos conseguir un poquito de medicina alópata, podemos iniciar con eso. Por eso nosotros en el sureste mexicano, nuestros ancianos y ancianas no es una carga para nosotros, no es una carga, son nuestros sabios, ellos merecen un respeto siempre, siempre se sientan a nuestro lado, siempre está adelante de nosotros porque ahí está la sabiduría, porque ellos conocen la historia, ellos saben como se constituyó un ejido, un pueblo, quienes gobernaron bien, quienes robaron, desde qué año inició el robo porque no fue siempre así. No sé aquí en la ciudad, al menos donde venimos nosotros, los primeros presidentes municipales de mucho antes dicen que con trabajo aceptaron pues, porque no iban por paga, ahora no, cual más se quitan porque es negocio, gobernar es negocio y nosotros vemos que no es así. Entonces ahí es donde recogemos la sabiduría de nuestro pueblo, entonces recogimos la salud ahí, de toda esa experiencia. Igual la educación entonces pero dónde, si tomamos del mismo maestro van a estar cobrando ahí, van a traer las mismas ideas y decimos no, porque la educación que nos trae no es una educación que nos educa, es una educación que nos hace más tontos pues.

Y así es como estamos ahorita construyendo la autonomía con nuestra propia salud, con nuestra propia educación y todo lo que se necesita en un pueblo libre digamos, y no solo digamos porque es un pueblo libre pues, que ejerce sus derechos propios.

Pero esto no fue fácil, es ahí donde va el llamado para ustedes, para ser rebelde hay que estar más unido pues, unido entre nosotros, que no haya diferencia entre nosotros, porque si hay diferencia en nosotros no podemos hacer nada, por más que quejemos, ahí nos vamos a estar quejando y así nos vamos a quedar sin lograr hacer nada. Nosotros digamos, en 3 años que llevamos es bastante el logro que tenemos. Algunos pueblos pues ya tienen algunas construcciones, al menos en la zona donde estamos, todos los municipios tienen su clínica con algunos aparatos que ya el propio pueblo lo maneja, el ultrasonido o casos como eso pues, pero ya tiene pues, como aparatos de odontología, de ginecología, casos como eso ya hay pues ¿y eso quién lo está manejando? el propio pueblo, el propio pueblo porque no vienen de otro lado los compañeros. Pero no es fácil como digo también, porque esos compañeros y compañeras que están al servicio de la salud, la educación, el pueblo los sostiene pues, porque ellos no cobran, igual que los gobiernos municipales o los que participan en la Junta de Buen Gobierno que le decimos, no cobran ellos pues, ellos dan su servicio por un determinado tiempo, porque allí no es un autoridad de profesión como decimos pues, entonces todos podemos pasar, todos van a pasar ahí, no se escoge quien es el mejor, no de por sí todos vamos estar, porque todos no somos gente que digamos que tenemos preparación académica, pero decimos no tenemos preparación académica pero sabemos pensar, alcanzamos a ver las necesidades del pueblo, sufrimos junto con el pueblo. Allí nace entonces el mandar obedeciendo, allí está y eso es lo que no les gusta a todos porque aquí todos servimos, el mandar obedeciendo es eso pues, todos servimos, nadie es grande pues, todos somos iguales, somos grandes ante el enemigo pero ante el pueblo no somos grandes, somos iguales, tanto yo puedo estar sentado aquí y al rato puedo estar sentado atrás.

Y no debe ser como ya dijeron que mientras un jubilado o una jubilada ya es una carga para el Estado, pero el pueblo de México no se da cuenta que es una carga para los expresidentes ¿cuánto cobran? ¿y eso porqué nunca lo decimos? ¿porqué no le dicen? eso es donde tienen que decírselo de cara, cuando haya manifestación que salga a luz pública ¿cuánto gana un presidente municipal? ¿cuánto un diputado? todo eso pues. Pero eso nunca lo decimos porque la verdad nos da miedo, pero una vez organizado no nos debe de dar miedo pues, decimos nosotros, no digo que no todos tenemos miedo, todos tenemos miedo, pero hay que guardar un poquito el miedo que tenemos hay que guardarlo, por eso salimos adelante. Así le hicimos nosotros, nuestro miedo pues lo guardamos en un costalito, quizá ahí lo cargamos pero guardadito pues, guardadito, es como ahorita estamos afuera, como dice la compañera, si alguien nos quiere desaparecer aquí pues ya nos desaparecieron pues, bueno, falta por verlo pues, porque no sabemos, así como decía el ejemplo el compa que está gordito ahí si me quiere retar, pues falta ver si me gana o lo gano, o sea que está por verlo pues, entonces como decimos guardamos nuestro miedito pues, es así como los invito para que le digan en la cara a toda esa gente, bola de rateros que son lo que están viviendo por el pueblo, sin el pueblo no pueden vivir, y nosotros no, nosotros sí podemos vivir junto con el pueblo que es lo más valioso, es el pueblo. Ahí no hay pues, no debe de haber delincuencia como dicen porque todos nos estamos educando, no hay quien robarle, no hay quien engañarlo, así como digo, si yo no vengo a engañar, solo vengo a decir mis pocas palabras, lo que mis compañeros me encomiendan a entregarle estas palabras, solo eso, simplemente fueron los zapatistas, no hay como los panistas no pues que Calderón, que el otro, que tiene su imagen, tiene su nombre, nosotros no, solo nosotros, solo nosotros los zapatistas, atrás de nosotros hay muchos más, atrás de nosotros están ustedes, pueden tomar este rostro si quieren, pueden tomar, ahí está la esencia, ahí está la fuerza de nosotros pues compañeros, para que se le diga en la cara a toda esa gente que dice que somos una carga los jubilados, los pobres, los indígenas, todos los desempleados somos una carga para el Estado, no servimos para nada porque lo que sirve son sus aparatos, su maquinaria como dice, eso es lo que vale, pero nadie va a superar nuestra inteligencia por muy máquina que sean, no nos van a superar porque la inteligencia de la humanidad es mucho más fuerte, nomás que todo está deshecho por el mismo cuestión económica y aquí entre nosotros, como dice la canción, de confianza les decimos que hay que activar el cerebro, que nuestro cerebro sea activo y que sea lúcido para siempre, que seamos jóvenes para siempre para que salgamos adelante.

La lucha que ustedes emprenden es la lucha que hay a nivel nacional, el problema de agua que tienen es el problema de agua que estoy escuchando aquí en Aguascalientes y no debe de ser así pues, pero solamente se logra con la resistencia, con la rebeldía. Si no hay resistencia, si no hay rebeldía, no se va a poder porque siempre vamos a estar gritando y van a decir ellos se van a cansar, siempre van, perdón pero es que los traten como un perrito, tenemos un perrito ahí, por más que tenga hambre y grite y grite pueden pasar días y el amo, sí lo escucha, no es que no lo escucha, pero como es un perrito pues ahí que esté. Así estamos tratados, porque así nos trataron nosotros en Chiapas, valía más cualquier cosa que nosotros, los animales, porque sus animales en aquellos tiempos, pues las vacas son las que estaban más gordas mientras nuestros compañeros y nosotros mismos estamos cayendo de flacos, valían más, había más centros de atención de salud para sus animales que nosotros, igual como el ejemplo que les estaba dando entonces, un perro puede estar gritando todo un día, dos días, lo escucha el amo pero tranquilo, ahora si ya se pone listo el perro entonces sí, entonces sí, si se mete ahí sí, por muy tranquilo que esté el cliente ahí se va asustar, entonces es el momento de nosotros a nivel nacional, como dicen, hay que rebelarse, aquí estamos, hay que decir eso, aquí estamos como rebeldes porque así es la única forma. Nosotros cuando nos cobraban muy cara la luz, les digo pásame el recibo, ¿no hay ningún cerillo? ¿Nos van a cortar? sí, que nos corten, si soy solo yo no puedo hacer nada, que lo corte al rato vengo con mis compañeros, lo instalo, y así hasta que se cansen ellos, ahora que no nos cansemos nosotros, que se cansen ellos y se va a lograr y lo hemos hecho, con nuestra resistencia así lo hemos hecho, nos quieren atacar nos defendemos, nos quieren atacar nos defendemos, así es como hemos hecho nuestra resistencia siempre y siempre hemos salido adelante nosotros, porque nosotros no nos cansamos, nosotros estamos acostumbrados de por sí, así como dicen tenemos el cuero más duro que ellos, pues ellos es muy fácil de reventarlos, es fácil de reventar, es cuestión de que la sociedad entiende pero como ustedes están en la ciudad, nosotros como sea en el campo digamos estamos trabajando, pero en la ciudad no muy lo entendemos, pero ustedes sí lo entienden bien cómo está y hay que buscar donde le duela, dónde corre más su vena, ahí chingarlo ahí, pero eso no lo digo yo, lo tienen que decir ustedes porque viven aquí, yo en mi territorio, ustedes en su territorio pero la lucha es de todos.

Porque la lucha de ustedes no los vamos a dejar solos y lo hemos dicho y es un trato que tenemos con ustedes, con la sociedad, si los chingan a ustedes nos los vamos a chingar como sea, como sea y lo hemos demostrado, se chingaron Atenco, se chingaron Oaxaca, no nos quedamos callados en Chiapas ¿o sí?, entonces es el compromiso que estamos haciendo con todos. Igual aquí, pues digamos que estoy haciendo una denuncia, en Chiapas están hostigando los paramilitares, claro manejados de Calderón, del gobierno de Chiapas, pero si algo pasa más duro en Chiapas seguro que aquí van a gritar, pues es lo que queremos, igual si aquí les pasa algo pues vamos a gritar por ustedes.

Entonces la invitación es eso, no se dejen vencer por todo lo que les hace el gobierno, pues tienen mucha gente, como dicen que en las fábricas en donde están, empiecen a trabajar, ya somos muchos, como dice la compañera, aquí hay un grupito, allá hay otro grupito, no nos conocemos tal vez pero ya en la lucha nos vamos a conocer. Lo único que les pido aquí como digo, que ambos nos respetemos, como así como lo hacemos nosotros, nosotros no vamos a imponer sino que a escuchar, igual tenemos que escuchar los que están en otro lado, los que están en otro lado no sé donde están los compañeros pero en el momento tienen que brincar porque tenemos el mismo objetivo, aunque no sepamos donde están ahorita pero van a brincar también en su momento y esos cuando veamos, aunque digamos ¿y ése cómo llegó aquí? pero ya llegó, no nos importe cómo llegó, la cosa es que ya llegó, ya está ahí y con ellos vamos a luchar pues.

Compañeras y compañeros, pues ese es nuestro pequeño mensaje que les traemos a ustedes, ojalá que les vaya a servir en el futuro, ojalá que les sirva en la lucha, porque es muy poco el español que hablamos, porque realmente no tuvimos oportunidad de estudiar y nuestra lengua no es nuestra lengua lo que estamos hablando, es nuestra segunda lengua, digamos que nuestra lengua materna es mero indígena, es tzotzil y esto en lo que estamos hablando es nuestra segunda lengua, así es que si alguna palabra la pronunciamos mal o la dijimos mal, no la hicimos por gusto sino porque lo estamos haciendo con mucho esfuerzo lo que estamos haciendo. Y les agradezco el tiempo que dieron y como dije, si algún tema les haya servido que sea un tema para discusión en la casa, en la familia, en el centro de trabajo, que es muy difícil como digo, como dicen ustedes, pero no hay cosa más difícil que el ser humano no lo pueda superar, los seres humanos somos muy inteligentes como digo, claro que de tanto que nos meten en la cabeza, ya es turbio pues la cabeza, pero no, hay que limpiarlo, nosotros lo podemos limpiar, no esperemos de otros, sino de uno mismo.

Pues esa es nuestra palabra compañeros y compañeras. Muchas gracias.

Reunión con el Colectivo Estudiantil de la Universidad Autónoma de Aguascalientes
17 de abril,
Palabras del Comandante Moisés

¿Quiubo? ¿cómo estamos? Bueno pues yo soy Moisés, en primero gracias por su tiempo, nos sentimos honrados también por ustedes que dan su tiempo, nomás que aquí sí les vamos a pedir con todo el respeto que como ustedes son estudiantes y nosotros no estudiamos, entonces quizá hay algunas palabras no van a entender lo que queremos expresar pero vamos a hacer lo posible. La mayoría de los chiapanecos no pudimos estudiar, más por ser indígenas. Yo soy mero indígena, ella el saludo que dio en el principio, es lo que expresó ella en español, ella habló en tzotzil, que nuestra lengua es tzotzil, entonces el español es ya nuestra segunda lengua digamos. Entonces, vamos a pedir disculpas por si no podemos expresarnos bien.

La cosa en esta reunión, en este encuentro, lo que lo queremos contar es nuestras experiencias. Así como ustedes dicen, sufren porque no tienen espacio, sufren porque ya alcanzan a ver la situación, diariamente sufren, diariamente tienen dolor de cabeza, así es porque no saben ni qué hacer. Porque unos están en sociología pero no saben hasta donde van a parar, no sé si la eligieron, no sé, o porque es el único espacio donde hubo y ya ves o ya ven pues o así vemos pues, que a veces elegimos una carrera, está saturado como decimos, está muy lleno pues, o solo tienen entrada algunos privilegiados. Entonces, quizá estén así, yo no lo sé, ustedes saben porqué están.

Pero yo les quiero decir eso de que ahí es donde duele la cabeza porque así lo pasamos en Chiapas pues hace más de 13 años digamos. Éramos jóvenes, éramos mujeres, éramos niños, éramos todos los que sufríamos, no había salida ¿Pedir perdón? ¿de rodillas? no se puede, ni por más, aunque pidas perdón ni te hacían caso, antes de la guerra así era Chiapas. Nosotros no éramos tratados como seres humanos pues, valía más cualquier animal que nosotros, más por indígenas, por nuestra lengua, por nuestra vestimenta, por eso nos obligaron, nos obligaron a utilizar esta ropa, que esta ropa que tengo no es la original, ella sí todavía lo porta pero yo ya no. Hace rato hablaron de la cultura, ella todavía tiene su cultura, su ropa pues, yo sigo lengua todavía, pero mi ropa me lo obligaron a poner otro tipo de ropa, otro tipo de cultura pues. Entonces como digo, entonces antes de 94 les valía más cualquier animal que un ser humano como indígena, pero los pueblos, nosotros los hombres y mujeres decidimos entonces de enfrentar esto, dijimos si no enfrentamos ¿cómo vamos a quedar? decidimos enfrentar pero organizadamente.

Ya no voy a contar mucho porque ya quizá ya han escuchado o no han escuchado ciertas historias cómo pasó pues los pueblos, cómo sufrían de salud, porque no había salud, como sufrían en educación, no había educación, cómo sufríamos de hambre, todo eso. Contarlo se nos hace difícil porque es así que quizá a ustedes no les ha tocado, pero nosotros los hombres y mujeres vemos en nuestros seres queridos morir en nuestros brazos por falta de medicamento, por falta de atención de salud. Aunque como siempre los gobiernos siempre han dicho que tienen la salud pública, que 99% está atendido la población, siempre nos dicen así, nunca nos dicen que el 20% ni el 30, siempre dicen 99% de la población está atendida, así se maneja siempre y así lo han manejado ¿Cómo íbamos a responder entonces? Te lo digo, los hombres y mujeres entonces, nuestros ancianos de todos, decidimos entonces de organizarnos porque no había otra forma, así como dicen ustedes si hace una cosa ni te atienden.

En aquellos tiempos gestionábamos tierra, ampliación o solicitud de tierra lo que sea, pasaban años. Siempre yo desde que crecí vi eso pues, gestionando, gestionando, nunca, nunca hay solución, que te mandan a la capital, o si no mandan a la ciudad de México y nada, y nada, nos cansábamos, nos hacíamos viejos y unos mejor se dedican a la borrachera, o tirarse al vicio, o meterse a la ciudad o lo que iba a pasar. Pero ya después entonces cuando vimos todo eso, como digo nos organizamos, pues nos levantamos en armas entonces, pero ya organizados no cada quien pues sino que ya organizados, hombres y mujeres nos organizamos.

Después de la organización pues ya saben entonces el enfrentamiento del 94, creo que si saben, de alguna manera saben, saben cuántos días duró los combates digamos, pero no terminó ahí. Siguió la persecución con los gobiernos que siguieron, destruyeron nuestros pueblos, pero dijimos nosotros tenemos que resistir, es la única forma, la resistencia y sí resistimos. Después que pasó todo eso, y de por sí veníamos formando ya, porque desde que nos levantamos en armas decimos nos rebelamos. La palabra rebeldía ¿y rebeldía qué quiere decir eso? es ya no, que ya nada con ellos, cuando decimos ¡Ya basta! es que ya no queremos nada con ellos, desde que dijimos entonces si ya no queremos nada con ellos, entonces ¿cómo nos vamos a gobernar? pero eso se pensó antes de 94 no después de 94, antes cómo, si íbamos a enfrentar qué íbamos a hacer, entonces se pensó, entonces nuestro gobierno.

Entonces un 19 de diciembre de 1994, casi un año después de la guerra, se declaran los 38 municipios autónomos. Es así como empieza entonces a funcionar ya como municipios autónomos, pero eso no solo quedó así sino que desde las bases, los pueblos organizaron pues cómo se iban a gobernar. Se forman los municipios autónomos y ya últimamente hace 3 años ya para 4 pues ya se forman las Juntas de Buen Gobierno que le decimos nosotros, que es como asociación de municipios y ahora como bien saben hay 5 Juntas de Buen Gobierno en Chiapas con determinado municipios. Hay Juntas que están conformadas de 7 municipios, hay de 10, hay de 11 municipio, cada Caracol que le decimos o cada Junta de Buen Gobierno. Así en general, los gobiernos digamos así, ya es gobierno del pueblo, pero ¿de dónde salieron esa gente? del mismo pueblo, de la misma comunidad, es donde nacen entonces. Por eso somos rebeldes, somos nosotros que formamos nuestro gobierno entonces. Pero esas autoridades no solo se llegan a sentar pues y punto y a mandar, no, pues ahí nace el mandar obedeciendo. El pueblo elige una persona y lo pone en el lugar donde le corresponde a una autoridad, desde ahí lanza su propuesta, y el pueblo también lanza su propuesta y juntos elaboran el plan.

Los planes ¿qué son lo planes? Los planes como debe vivir una sociedad, y ahí nos dimos cuenta entonces que para que viva una sociedad tiene tener por lo menos alimentación, por lo menos salud y por lo menos educación, si no tiene esto nosotros no vemos que pueda vivir el pueblo, así analizamos que así sin eso no puede vivir el pueblo ¿Pero quién lo va a hacer eso? dijimos también, pues el pueblo lo tiene que hacer, no podemos pedir en otro lado porque no conocen nuestras raíces, no podemos pedir en otro lado porque no conocen nuestro dolor, entonces de acuerdo a nuestro dolor construimos lo que se necesite. Es así como vinieron formando la salud, la educación, y la condición de producción, todo eso pues. Pero no solo hombres sino que es el conjunto del pueblo, hombres y mujeres, jóvenes y jóvenas, todos pues.

Desde ahí entonces no vimos la necesidad de estar pensando entonces, como lo que dije en un principio, con dolores de cabeza, pues a ver que pasa con la unidad, a ver qué cae ¿no?, ahí ya no, sino que ahí con más responsabilidad. Cuando toma en sus manos el pueblo entonces vive mejor, en territorio zapatista hay menos drogadicción o más bien no hay, no hay borrachera pues, no hay asesinato, bueno de por sí no publica, nadie publica pero escuchamos menos asesinato pues en territorio zapatista, pero si nos ponemos más atención ¿qué es lo que escuchamos en la tele diariamente? que ejecuciones en Cancún, que ejecuciones en Aguascalientes, que los mismos policía, que los soldados y todo eso, entonces ¿quién vive entonces en nuestro país? ¿qué tranquilidad tenemos? Pero allá no, es diferente ¿porqué? porque todo el pueblo está ocupado en su bienestar, está preocupado cómo crecer, cómo mejorar la sociedad, o sea, ya nos convertimos en nosotros.

Así entendimos el nosotros, ahí nace todo entonces de nosotros, nosotros tenemos hambre, nosotros nos falta salud, nosotros nos falta educación, entonces todos nosotros ya formamos un solo, esa es la diferencia que hay ahorita en los pueblos zapatistas. Pero como dije entonces ¿pero dónde viene quien nos va ayudar? ¿traemos un médico de otro lado? o ¿traemos un gobernante de otro lado? es como dije no nos conoce nuestro dolor, dijimos entonces pues hay que buscar aquí, empezar a echar mano pues de lo que hay ahí.

Entonces empezamos con la salud para que estemos fuerte, pero para que haya salud debe de haber producción, igual se organizó. Pero nos metimos más en salud, nos metemos en salud ahorita. Nombramos entonces nuestros promotores de salud que le llamamos nosotros ¿Pero esos promotores dónde van a adquirir experiencia como para principiar? nuestros sabios abuelos y abuelas, son ellos y ellas las que saben. De ahí rescatamos para iniciar porque también nos dimos cuenta de acuerdo a nuestra experiencia, nos dimos cuenta que todos los medicamentos de por sí hay, nomás que como son muy chingones los científicos les ponen un nombre y ya. Así nos dimos cuenta de tanto que tuvimos que luchar pues para experimentar también, que una planta le ponen nombre científica y por más que busques ahí no la encuentras pero ahí está y nuestros abuelos dicen que aquí está ¿y este pues? no vale. Así empezamos con la salud, después en el pueblo ya fueron a su, como a su casita digamos, le llamamos casa de salud en el pueblo, pues ahí ya atiende sus dolores el pueblo, ya no va a estar preocupado por allá, sino que sigue empezando el pueblo atendiendo su pueblo con una casita de salud. Ya vimos necesario entonces ir más allá de lo que le llamamos municipio, igual ahí ya se construye una casita un poquito más grande digamos y así empezamos, claro, empezamos como digo, pero ya después, van integrando como dicen aquí los jóvenes, quiero dar todo, sí hubo personas así también que nos apoyaron, médicos también, pues así empezamos a ser más grande y ahora tenemos clínicas en los municipios, en otras zonas tienen lo que le llaman clínicas centrales, donde es más grande y se hace más atención, mayor pues. Pero como sea, digamos que en cuestión de salud no lo tenemos resuelto pero ahí vamos, o sea hay menos muertos pues, hay menos muertos y no lo venimos a mentir porque como digo no venimos a engañar a nadie, solo estamos diciendo lo que es, no ganamos nada por mentir que lo que está pasando y no es cierto, no ganamos nada, solo decimos la verdad, así fue en educación, digo en salud.

Después vimos necesario también la educación, igual pensamos ¿pues dónde traemos maestros? porque en un principio estaban los maestros, después de 94 pues claro con el susto se van a la ciudad todos, pero ya después de 94 vuelven pero siguieron con las mismas pendejadas, aunque un poquito menos, porque antes de 94 iban los maestros de acuerdo a la distancia, iban los maestros, iban 2 días, finalmente iban 2 o 3 días o si no una semana no iba y nada más mandaba avisar que tiene curso, lo que sea, siempre lo pasaban así o se enfermaban, como no sabemos, siempre viven en la ciudad dicen que se enfermaron, no sabemos que es lo que pasó. La cosa es que pasan años y cobran y nada ¿qué preparación? nada. Entonces después del 94 algunos maestros como que sí entendieron entonces como la demanda de salud, de educación, etc, etc., entonces los maestros se dieron cuenta, entonces me voy a poner listo, y ya trabajaron un poquito, un poquito, no digamos que bien pero vimos que sí siguen trabajando. Pero el problema es que traen las mismas ideas, entonces nosotros decimos no pues así no vamos a vivir, queremos un cambio y estamos pidiendo a ver que nos manda Calderón o qué nos manda Bush, pues de plano no se va a poder dijimos nosotros. Entonces resulta que entre nosotros los hombres y mujeres, dijimos no pues hay que ver, entonces se nombra ver promotores de educación le llamamos o delegados según como se llame pues en la zona, como así le llamamos pues, porque decimos no importa el nombre la cosa es que haya. Pero igual los pueblos, ya ves que todos pensamos, pues no tenemos donde, porque siempre falta eso, ¿dónde vamos a poner a los niños? no tenemos aula, no tenemos muebles, no tenemos libros ¿y el maestro? ¿dónde? y dice el pueblo también, pues no estudiamos, así como yo les dije no estudiamos ¿de dónde sacamos más? No pero dicen nuestros sabios abuelos y abuelas, nos dicen, ¿pero sabes escribir? nos preguntan, pues un poquito porque ve pues que escribimos un poquito, apenas escribimos ¿pues saben mas o menos sumar? sí sabemos dicen, les decimos pues ¿entonces qué es lo que quieren? ¿qué más preparación quieren? experiencia tenemos aquí, dicen. Es así como recogimos.

Hubo gente que tuvo que ir a donde hay compañeros ya abuelos que no podían caminar, íbamos a visitar a su casa, porque ellos son los que conocen más como estuvo la situación, porque ellos sufrieron más que nosotros. Porque dicen ellos pues, que el dolor que nos cuentan ellos es que mucho antes trabajaban de sol a sol, desde que amanecía hasta que ya no se veía trabajaban en el trabajo del patrón. Allá en Chiapas, quien sabe si conocen ustedes, le llamamos ocote, ocote que se hace lumbre para que veamos, no sé si conocen, entonces hacen su manojito y ponen una orquetita así y ponen algo para poner el ocote en el zurco de la milpa y en la noche trabajar. Así trabajaron nuestros abuelos no les mentimos porque así nos dijeron. Ya cuando crecimos también con la edad que tengo, con menos, pero igual sufrí, igual sufrí. Entonces, como ellos sufrieron entonces, ellos nos dicen tienes que ver eso nos dicen, tienes que aprender a ver acá no allá ¿porqué estás pensando? ¿qué están pensando? nos dicen, no pues estamos pensando a ver si contratamos a alguien, a un maestro por ahí que nos quiera apoyar ¿Y qué? nos dicen ¿dónde piensan ir? porque diosito no lo van a ganar de por sí nos dicen pues los abuelitos, así nos dicen, no se porqué lo dijeron pero quizá después lo entendimos, lo entendimos después porque ya después supimos que de por sí los norteamericanos, no sé quien más, que están pensando en ir a otro planeta, quizá eso es lo que nos dijo nuestros abuelos, yo nunca entendí lo que me decían, pero eso decían diosito nunca lo van a ganar ¿Qué es lo que quieren? ¿quieren vivir bien? ¿quieren vivir con amor? ¿o quieren vivir divididos? nos dicen entonces y les respondimos no pues queremos vivir unidos somos hermanos porque de por sí somos hermanos, queremos vivir aquí en unidad, órale pues si es así ¿qué más quieren? nosotros tenemos experiencia cómo se siembra la alimentación, nosotros sabemos qué fecha, no tenemos escrito, escriban si quieren. Nosotros sí sabemos qué fecha, qué día pueden sembrar y qué día pueden cosechar, qué día pueden cortar un árbol, ustedes ya no saben, pues no decimos, de tanto que nos aislamos de nuestros papás, pues. Porque eso vimos también, vimos también eso porque aparte de que nos están explicando nuestros ancianos, también ya nos dimos cuenta o ya se dieron cuenta los que ya eran papás pues en ese tiempo, nos decían, no pues mis hijos salen de la casa a las 6:30 de la mañana medio desayunadito, se va, llega en su escuela a las 9, pues ahí quien sabe a qué hora llegue el maestro, pues dice que fue a la escuela pero no fue, la cosa es que llega otra vez en su casa hasta las 5 o 6 de la tarde, medio come, y si le dieron un chingo de planas, porque así eran los maestros antes, puros planas le dicen, no sé como le dicen aquí pero planas le dicen, puro A, E o Bu de burro, no se qué es lo que nos enseñaban, pero la cosa es que eso es lo que mandaban y entonces el pobre niño ahí está y no había tiempo ni para ayudar a sus papás.

Entonces nos dimos cuenta entonces eso porque, y decían entonces nuestros abuelos, por eso ustedes ya no son como humanos nos decían, pues nos quedamos así entonces ¿qué pasa? seguimos comiendo igual y todo, no dice es que ya no son como humanos, son como las máquinas me dice, ¿y porqué somos como las máquinas? ah porque solo obedecen lo que les dicen, ya no piensan ¿Cómo no estamos pensando? estoy pensando en casarme le decía yo, eso no es pensar me dice, pensar es como piensas en la vida. Dices que te estás preparando, le dicen a otro que medio está estudiando, no te estás preparando te están matando poco a poco tu espíritu dicen nuestros ancianos, poco a poco lo están matando y no te estás dando cuenta, date cuenta, despierta hijo, despierta hija nos decían. Estoy despierto no estoy dormido, estás dormido porque no piensas nos decían, y después nos pregunta ¿de grande a dónde quieres ir? pues a la ciudad ¿dónde más? ya ves están dormidos porque los llama el viento de la maldad ¿cómo? pues sí ¿y cómo lo sabe? nosotros vemos dicen nuestros ancianos, porque el libro que tienen, casas grandes (bueno como ésta) aparecen casas grandes, calles con semáforos (aunque no sabemos en ese tiempo que era semáforo), coches y todo eso, la ambición entonces quieren ir allá ¿y que relación van a tener ustedes con la naturaleza? nos dicen, pues qué vamos a saber nosotros pues, cuando estamos perdidos, prácticamente como lo dicen nuestros abuelos ya muertos de espíritu. Solo estamos pensando porque también en la educación los maestros siempre nos dicen, como a nosotros siempre a los indígenas nos dicen, estudien supuestamente exigen pues, estudien para que sean gobernantes como don Benito Juárez, siempre no lo decían así, siempre, esa es la palabra que nos decían, como don Benito Juárez van a ser presidentes de la nación, y ya como no nos damos cuenta que nos están matando de verdad y decimos a pues sí ¿no? Hasta ahorita que me estoy dando cuenta entonces ya ahorita de grande que estoy saliendo me estoy dando cuenta entonces ¿qué lengua hablaba Benito Juárez? ¿dónde están sus libros? ¿dónde está su vocabulario? que dejó escrito que llegó a la presidencia de la nación ¿dónde está? ¿dónde quedó? me pregunto yo ahorita pues, ya ahorita de grande, pero no entendí lo que me decían mis abuelos. Así como entonces, como nos decían nuestros abuelos, entonces ahorita ya como, digo como ya salí, no es que estudié pero ahorita como ya salí, me estoy dando cuenta que eso de Juárez es pura… ya saben qué. Y eso de que me decían son como máquinas, pues sí, porque ya me estoy dando cuenta aquí en la ciudad, ¿quieren cocinar? ¿cómo le llaman? ¿qué es lo que cocina? que microondas, solo ponen (bueno aquí creo que no hay) ponen ahí que para cocer pollo que 30 minutos, es solo eso, ya que suena la campanita, no pues ya a comer pollo ¿y qué tal si está crudo el pollo? ¿qué tal? no lo sé, porque no he comido. ¿Y si queremos hacer algo? la maquinita, nadie escribe aquí, casi nadie, bueno yo sí, un poquito pues, porque no sé escribir mucho. Todo a la maquinaria, todo a máquina, o sea que nuestro cerebro ya no vale, eso me estoy dando cuenta hasta ahorita pues.

Pero lo que me decían mis abuelos entonces en 94, antes de 94 nada, no sabía nada porque me decían o porqué nos decían así pues, no entendía para nada. Pero ya después que nos explican todo eso, ya formamos nuestros promotores, nos dimos cuenta entonces, y ya la organización que se hizo actualmente como está en Chiapas, al menos en la zona donde venimos que es zona zot´z choj, la zona de Morelia, todos los pueblos, todos los pueblos donde tenemos presencia tienen sus escuelitas autónomas, trabajan los promotores sin ganar salario y la manera como vimos entonces como decían nuestros abuelos que estamos perdidos, entonces nos regresamos un poquito ¿de qué manera? en teoría ya dije que se pueden hacer muchas materias de acuerdo nuestra experiencia, ya sea que es de salud, de producción, o lo que sea que queramos estudiar lo preparamos, pero a eso hay un grupo que lo prepara también. Pero la cuestión organizativa entonces se pensó eso, que para que no se pierdan nuestros niños, para que no nos equivoquemos regresemos un poco ¿Qué es lo que hicimos nosotros? aprendemos un poquito de los que trabajaron 3 días, pero mal trabajado. Nosotros trabajamos 3 días, o sea los promotores trabajan 3 días a la semana, pero los 3 días que restan no quedan sueltos los niños, sino que es una obligación de los papás que esos 3 días tiene que ir al campo o a la cocina o depende donde sea necesario. Pero también se hace la pregunta ¿qué va ir hacer un niño? mucho tiene que aprender. Ahí a lo mejor no tenemos diplomas ni nada eso, pero puede ser que son más biólogos y más biólogas porque conocen más de las especies que hay ahí, no son tan ingenieros pero igual pueden ser porque ahí ya para los experimentos decimos para ver si va creciendo la experiencia, los papás le dicen a sus hijos, tanta mide, o primero le dicen mide qué tanta es nuestra tierra donde vamos a trabajar, igual pues mide por metro, y después pues cuántos postes divídelo en práctico, de ahí cuántas matas cabe ahí de maíz o de frijol o lo que sea. De esa manera se va incrementando su inteligencia pero desde lo práctico y ya a los 3 días que vienen en su salón o su salón bajo un árbol, porque no hay salón allá, no hay sillas, pues bajo una piedrita ¿compa quieres sentarte ahí? así se sientan con un trozo o lo que sea. Entonces esos 3 días ya le recuerdan lo que fue a ver en el campo, pues si es día de matar conejo, de matar ratoncitos, lo que sea para ser biólogo, porque ahí se ve en vivo, se ve la relación que tienen ellos los animales también y que relación tienen con la humanidad. Así volvimos con la educación, así como está la educación ahora en donde venimos. Pero me pregunto ¿pues qué libro utilizan? pues no tenemos libros ahorita, estamos elaborando folletos, folletos lo que se necesita entonces allá. Pero ¿cómo está organizado? también está organizado desde el pueblo, hay una comisión de educación aparte el promotor, hay una comisión de educación quien vigila que el promotor trabaje y en el municipio hay una comisión municipal le decimos, y a nivel zona donde estamos trabajando la Junta de Buen Gobierno digamos, ahí si hay otra comisión ahí, comisión de zona le decimos, pero no queda ahí, hay otro grupito que es la ¿cómo le llaman? comisión técnica ¿la comisión técnica que es su trabajo? son los compañeros que recogen las experiencias de los pueblos o del mismo educador o promotor o como se llame, de acuerdo como ve su pueblo, como ve sus alumnos manda propuestas, ya entonces la comisión técnica que decimos, ellos son los que ya recogen todas las experiencias sacan los folletos de acuerdo como se necesite, que no lo puedo decir cuales son porque no es mi función esa, sería la comisión de educación o la comisión técnica quien daría por detalle pero eso sería hasta en Chiapas porque no hay aquí pues, ya cuando tengamos aquí pues ya pero por lo pronto no hay pues, pero así es como funciona entonces la educación. Pero ya dije porqué, por la misma situación como ya lo plantearon ustedes, son las mismas, nomás que en diferentes niveles pero son las mismas.

Entonces lo que queda, esa es la experiencia que hay en Chiapas, pero ¿qué queda en ustedes? ¿qué queda en nosotros? lo que queda es la organización como dicen, es lo que queda con ustedes, si no se organizan se van a quedar de uno por uno y se van a matar, o matan a sus compañeros por desesperación como está pasando en otros lados, eso es lo que va a pasar, de tanto y tanto y no aguanto pues chingo a cualquiera y me chingo, acabó el asunto ¿Qué futuro tenemos nosotros los jóvenes? No tenemos futuro si no nos organizamos, no tenemos futuro como jóvenes si no nos organizamos repito compañeros, y aquí vengo hablar como compañeros porque entiendo la necesidad, entiendo que solo unos son privilegiados para estudiar, incluso ni estudian, solo pagan y les dan su documentación, son licenciados, son de maestría o son doctorados, pero si, no por presumir la verdad compañeros, no es por presumir pero tal vez uno de doctorado ¿qué será? que estudie ciencias naturales, tal vez quizá de ecología, si se sientan con un niño más o menos de 10 años creo que tiene más experiencia, conoce más las relaciones de la naturaleza con el tipo ese.

No lo conozco bien pero con lo que veo superficialmente veo como está, alcanzo a ver cómo está, por eso lo digo, porque lo repito no tengo necesidad de estar mintiendo, porque no estoy ganando, no soy como los políticos tienen que mentir pa que ganen juego, nosotros no. Por eso cuando venimos no ofrecemos ten, no, lo que ofrecemos, brazo. Dame tu brazo y yo te doy mi brazo. Eso es lo único que ofrecemos. Como digo entonces, nuestro futuro es eso, no podemos confiar con algún político ahorita que solo prometen y nada. Igual no podemos decir que la constitución nos defiende ¿será que hay constitución para ustedes? ¿todavía hay constitución o no? para nosotros ya no porque toda la constitución está manipulada, entonces ¿qué es nuestra tarea? elaborar una nueva, pero no nosotros. Ustedes como estudiantes, por eso en estos encuentros que tenemos es para que den propuesta como es lo que quieren su educación, quizá es muy corto la relación que tenemos pero esto que sirva para que sigan reflexionando porque de aquí tiene que salir lo que quieren, no lo que quiero yo, así como iniciamos nuestra educación no es lo que quise yo, lo que quiso el pueblo. Entonces es la tarea de ustedes, lo tienen que ampliar esto, si es que de veras como dice alguien estoy dispuesto, lo dispuesto no debe quedar como los políticos, perdón pero no debe quedar como los políticos que dicen que donde no hay río ponemos río pa que haya puente, pues así les decían sus gobernantes antes, nunca supieron eso, en Chiapas así engañaban cuando llegaba un político ¿no tienen río compañeros? les prometemos dar, porque así decían compañeros decían, porque siempre dicen que la sangre de ellos es la misma sangre de nosotros que corre en sus venas, siempre nos decían así, entonces donde no hay río ponemos río para que después construyamos puente, entonces eso es lo que va a pasar siempre, entonces decimos la condición de hoy ya no, ya no pero no podemos hacer nosotros, para eso está entonces la que le llamamos la Sexta Declaración, la Otra Campaña ¿para qué? para que juntos estudiantes, maestros, o según el sector donde estén tiene que dar su propuesta. Aquí lo que dieron pues es nada más como para decir aquí estoy y esto es lo que siento, no basta eso compañeros, se los digo no basta. Nosotros llevamos años de lucha, conocemos, sabemos, por eso lo que decimos tarde o temprano lo tenemos que cumplir. Por eso la invitación es esa, tienen ese espacio ahora, como dice la compañera, hace rato decía pues desde que conocí entonces como que sí, eso es lo que queremos pero que no sean nada más ustedes, que entiendan los otros jodidos pues, porque ni modo les tengo que decir así jodidos porque somos jodidos de por sí, y no han entendido y quizá sirva esos folletos que tiene el compa, hagan ese trabajo, no les estamos pidiendo nada, no les estamos pidiendo que nos ayuden nosotros, como sea nosotros ahí nos vamos a levantar ya, pero para que sea un país libre no podemos quedar sólo en Chiapas, por eso nos avanzamos hasta acá.

Ahora ustedes, no solo ustedes, los obreros o los sectores que hay pues aquí en el estado tienen que involucrarse, tenemos que entendernos pues, tenemos que entender su situación del obrero, igual los obreros nos tienen que entender nuestra situación como estudiantes, los estudiantes tienen que entender a los campesinos, a las mujeres, a todos los sectores, a los chavos punk ¿cómo es que dices? todo. O sea, que aquí como dice la compañera, no vamos a distinguir, no deben de distinguir más bien, porque nosotros estamos aquí y somos 2 nada más, pero ustedes no deben de distinguir lo que hay atrás de ustedes.

Lo único que queremos es cómo queremos vivir, cómo queremos estudiar. Ni modo, si nosotros, decimos nosotros si ya no pudimos estudiar bien por la situación, si fuera necesario que ya no podemos estudiar y nos metemos más en la organización, pero nuestros hijos o los hijos de nuestros hijos son ellos los que tienen que tener una educación verdadera, que no sea una mentira pues que es una educación pública y es puro negocio, porque todo ahorita es negocio, no hay cosa que no se negocia y eso es lo que no queremos, hasta nosotros ya somos mercancías pues, y si no sirves para mercancía te desechan, así estamos nosotros ahora los pobres. Precisamente la invitación es eso pues con la Otra Campaña.

19 de abril
Palabras del Comandante Moisés

Como bien saben compañeras yo, nosotros si les contamos lo que pasó en Chiapas, antes de 94 no es por lástima, de veras. Les contamos para que si tienen ese mismo dolor, juntemos nuestro puño como dice la compañera: juntos hagamos junto. Y si piensan que por qué venimos llorando, no es ahí donde vamos. Como dice la compañera venimos a escuchar, venimos a que nos escuchen, no a que nos tengan lástima. Perdón que les diga así, pero es que les suena así de repente y yo no quiero eso entre nosotros, lo único que quiero yo, lo único que queremos es que nos entendamos, que dialoguemos. No es cierto que si apenas escuchan de mucho o apenas se integran, no hay ningún problema, no hay ni un problema, ya llegamos aquí.

La invitación que les hacemos, repito, no es para que tengan lástima, pero les digo, porque por lo mismo, aunque se tiene diferencia es lo mismo, lo que paso en Aguascalientes, pasó en Chiapas. Pasó digo, porque la mayor parte de Chiapas ya esta libre. Porque ante de 94 como dicen, nosotros los indígenas, como mujer, tenemos que salir a trabajar en la ciudad y tenemos que cambiar la lengua, nuestro vestido, nuestra forma de ser; todo eso lo dejamos para poder entrar a la ciudad. Aparte de eso, como dijo la compañera, fueron violadas, bueno, las compañeras, pero yo tengo la palabra de ellas, porque son mis compañeras, con nuestras compañeras. Es así como sufrieron, pero después de todo el sufrimiento que como dice la compañera, que a lo mejor si les contamos puede que se cansen de escuchar, porque a lo mejor no lo viven ustedes porque son de la ciudad; no los conozco, como es donde viven ustedes, no los conozco que sufrimiento tienen. Pero cada uno de ustedes lo sienten o no lo sienten lo que decimos que es lo que vivió en Chiapas. Pero después de todo el sufrimiento que dejamos en Chiapas, porque pasó en Chiapas, después de 94 nos organizamos diferente.

Ese organización diferente es lo que traemos, es lo que venimos a contarles. No es un cuento, ni es un chisme ni es un chiste. Es la que se está construyendo en Chiapas. Como ya dijo la compañera, una nueva educación, una nueva salud, decimos nosotros, un nuevo pueblo. Eso es todo lo que podemos ofrecer nosotros allá. Así como digo a viva voz, les digo porque esta es la encomienda de nuestros compañeros, o sea que no venimos por nuestra cuenta, no venimos para robarles, no venimos a engañarles pues a ustedes, sino que nos mandan a dar nuestra palabra y nos mandan a que recojamos palabra de ustedes para construir algo mejor. Ese es el mandato que nos dan, que nos damos nosotros los hombres y mujeres, los niños y ancianos, todo el pueblo del Ejército Zapatista de Liberación Nacional. Ese es el mandato que ellos no dan: vayan, recojan, para que sean fuertes.

Y es el mensaje que les dejamos entonces sobre el sufrimiento que hubo en Chiapas; ahora no, ya no ahora las mujeres hablan, como dice ella (se refiere a la comandanta Sandra), son autoridades también, ella es comandanta, allá en los pueblos civiles están las autoridades, autoridad del pueblo, ya sea comisariada, o agente. Igual en el municipio, presidente municipal, consejo del municipio y participan en las juntas de buen gobierno. Así como estamos en Chiapas trabajamos de por sí hombre y mujeres. Claro que nos costó no sé en la ciudad, yo no he vivido en la ciudad, no he estado en la ciudad. Nos costó a nosotros por ejemplo cómo entender la igualdad de hombres y mujeres… no sé como le llamen ustedes, la igualdad o la equidad de género, pero es igual o yo creo que es igual ¿no?. Entonces, ¿cómo lo entendimos?, un poco fácil, un poco difícil, pero estamos. Nosotros los grades, pues nos costó un poquito, pero ¿cómo educamos a nuestros niños?, es de nuestro niños, porque para que sepan los que no saben, tenemos una nueva educación. Esa nueva educación son promotores los que enseñan, del mismo pueblo, no traemos, ecos, ni europeos ni nada pues. ¿Y cómo educamos para que haya esa equidad que dicen? No se si aquí en la ciudad practiquen, pero allá no practicábamos antes, que los niños puedas preguntarle a la compañera -no, no tiene que ver con equidad- ¿cómo voy a saber trenzar?, bueno… A nuestros hijos, a nuestros alumnos, digamos, a nuestros niños, les enseñamos entonces como compartir ese. Que los niños, así chicos pues, que sepan trenzarles, pues su pelo a las niñas. ¿Y las niñas cómo se vana dejar? Con respeto decimos nosotros, con respeto, Podemos andar así un compañero con una compañera, con respeto.
Ahí va creciendo una semilla diferente entonces. Entonces ya, las niñas ya agarran confianza con los compañeros, no es como en algunos lados que les tienen miedo, o se tienen miedo. Se tiene miedo porque no hay una educación, Ese problema del que hay ustedes de la violación y eso de las madres solteras que hay en la ciudad. Por eso, porque nos tienen miedo, o los papás. Tienen miedo a que se acerque un compañero o una compañera, a hacer trabajo, siempre evitan eso, que no se acerque. Entonces, las jóvenes los jóvenes – ya ves que aprovechamos cuando hay esa oportunidad- es que no la
Es así cuando no tenemos oportunidad, pero cuando convivimos hombres y mujeres, no vamos a tener ese problema, es y una educación diferente. Y esa educación diferente no nos la dió el Estado, o sea no nos la dió ese Calderón que dicen; ni la trajimos de Europa. Salió de nuestros ancianos. Salió de nuestros abuelos, porque en los indígenas, había mucho respeto antes, pero después que llegó la opresión se acabó todo. No dejaron libros pero tienen memoria. Por eso nosotros los indígenas no escribimos mucho. Nos cuesta mucho, quisiéramos que todo lo que dijeron lo lleváramos escrito, pero desafortunadamente no puedo, ella no puede, con trabajo hablamos el español porque nosotros no es nuestra legua. Es como si alguien los pusiera aquí a hablar en francés o en inglés, los que estudiaron un poquito quizá van a poder tartamudear o, como le dices tú, espanglish; pues no, no va a funcionar, porque no nos van a entender bien. Igual nos pasa a nosotros, pero nosotros lo hacemos con orgullo, lo hacemos con ánimo además, porque las consideramos compañeras. El pueblo de México es nuestro pueblo y estamos dispuestos a dar lo que sea para que haya un México diferente, pa que haya un México que haya equidad, que haya igualdad, donde no haya dolor como dice la compañera. Donde no haya sufrimiento, que no haya pobres ni ricos, ¿de donde traen esa idea? ¿quién inventa esa idea? ¿qué compartimos nosotros? ¿qué comparten ustedes? Perdón, pero es así, yo comparto mi palabra. A pesar de que si sales, nos dicen a nosotros, la amenaza ahorita en Chiapas. Antes de que salgamos nos amenazaron los gobiernos federal y el estatal; nos dicen: si sales, nos vamos a chingar el pueblo de ustedes, porque ustedes son los malos si se van. Piensan que somos nosotros nada más, pero es el pueblo. Pero está el hostigamiento ahorita en Chiapas con los paramilitares. Pero esta eso, decimos, a pesar de eso, decimos, pueblo, aquí se quedan, defiéndanse, nosotros vamos para allá. Porque dijimos antes y nuestra palabra, le hacemos honor: nunca vamos a traicionar nuestra causa, nunca vamos a decir una palabra y después nos echamos para atrás como cualquier gobierno, no, por eso la educación es eso pues.

Compañeras, a que sea de ustedes, mamás o a las futuras más si es que todavía no son mamás. Y si no somos mamás, pero nuestros hermanitos, nuestros primos y todo lo que hay en el pueblo, queremos una educación diferente, que entendamos eso, una igualdad, justicia, que eso es todo lo que queremos. Y eso no lo vengo a mentir yo, ustedes mismos dicen que tienen demandas, si no tuvieran demandas pa que vienen a sentar aquí, ¿verdad?. Como hay demanda y esa demanda entonces hay que levantar en alto, que lo vean, que lo vea Calderón que lo vea ese cabrón, no se como se llama ese gobernador de Aguascalientes, que no se me salen porque no sé pronunciar yo sus nombres que tiene, porque es muy diferente a nuestro nombre. Que lo sepan que lo0 vean pues, que hay que asumir como bandera. Como dice la compañera, dijimos basta en 94, pues levantamos muy alto, teníamos 11 demandas, ahora son 13, ya con las de ustedes son 15, 16, quién sabe cuántas, la cosa es que levantemos lo más alto que sea. Que se vea que sí hay problemas en Aguascalientes, y desde allá nos vienen a engañar…

¿Fue verdad lo que dijeron o no?

Si es verdad, si es verdad, si sale del lado izquierdo, entonces si es verdad de izquierda, entonces levántenlo más, que lo vean entonces, a ver que nos hace entonces, a ver si nos hace algo. Dice la compañera que son once, no se si atrás hay otros once, no se donde están, pero ese otro y otras son los que tenemos que entendernos. Dicen las compañeras, no venimos a pedir migajas, no venimos a ver si nos protegen aquí. No. Venimos a dar palabra y lo que queremos es que halla una semilla nueva aquí y esa semilla que sea de ustedes. Pero esa semilla nueva lo van a cuidar ustedes. Pero si alguien los viene a chingar, entonces griten como dice la compañera y gritamos allá. Y lo hemos hecho, cuando chingaron a nuestros compañeros de Atenco, nosotros cerramos carreteras, todo un día, no una hora nada más.

Entonces es eso, no sólo decimos nosotros apoyar, siempre y cuando ustedes también sean dignos en decir la verdad. O sea hay quienes se van engañados pues. Si no está claro lo decimos o si no es suficiente lo que decimos podemos aclarar más, pero que sea real. Y si de plano piensan que venimos a darles lástima, entonces igual, nadie los obligó a que vinieran, igual y son libres de ir tranquilamente. Pero si no, tenemos mucho más tiempo que dialogar. Esta es la primera parte, y viene las otras y vienen las otras, hasta que tengamos una u nueva constitución. Eso es lo que queremos compañeros y compañeras.

Para que sepan entonces, así, ahí está como se está construyendo en Chiapas, la nueva saludos y la nueva educación, son nuevos niños. Que no vienen maestros de otros lados sino que nativos. Igual de la salud, ya dijo que hay en las clínicas, pero esa gente tampoco viene de otro lado, sino que la misma gente, nuestra son los que se están preparando pues.

Claro tal vez cabe en su duda de la compañera que si hay europeo, que si hay asiáticos. Sí hay como ya les decía, todo mundo nos apoya. Creo que ayer la Jornada dice que apoyo a territorio zapatista, o algo así, de 44 países y no se cuantas organizaciones. Si hay, Hay apoyo político y hay apoyo, no sé como le dicen… humano, cuando una compañero o compañero doctor o algo le enseña a un compañero, sí hay eso. Llegan compañeras de esas sí no lo sé, porque como nuestro trabajo es diferente, los que se encargan de ese trabajo son las juntas de buen gobierno o los municipios autónomos que son las autoridades civiles, ellos son los que se contactan con esas personas, ya sea que apoyan como dicen económicamente pero a veces no dan así directamente el dinero por la misma situación que hay con el gobierno por las trabas que hace. Entonces lo que hacen es que mandan materiales, entonces a contribuir un poco a lo de las construcciones. Porque como quiera no tenemos suficiente, no crean que ya tenemos buenas escuelas y todo eso. Pero como decimos nosotros también, la educación no necesita un salón de lujo, ni muebles de lujo, quizá maestros de lujo. Nosotros nos enseñamos y aprendemos bajo un árbol, porque el que enseña no enseña, aprende, así como nosotros no venimos a enseñarles, saben mucho más que nosotros ¿o no? Nosotros estamos aprendiendo de ustedes, igual nuestros niños, el que enseña no es el que enseña, es el que coordina ahí el grupo. Igual ahorita el que coordinó, aquí somos dos aquí, quienes hablaron son ustedes; la demanda salió ahí o no, no lo dijimos nosotros. Igual en la educación igual, es la nueva forma como lo estamos haciendo.

Entonces el apoyo que decían es eso pues. Pero no solo ni europeo, más bien todo mundo donde quieren que haya un mundo diferente, que haya un mundo mejor, llegan esos hermanos nuestros que vienen a solidarizarse con nosotros pues. Pero ese dinero como digo, ni manejan lo comandantes ni lo manejan los insurgentes, nada; los que manejan son los pueblos zapatistas, ellos si saben: si quieren informes, ahí están. Si alguien de ustedes ha mandado lana a cualquier municipio, vaya y les de resultado, porque nosotros, es la educación que tenemos. Es la nueva forma que queremos, un gobierno que mande obedeciendo, de eso se trata. ¿Qué quiere decir eso? Que no hay transa pues, no hay robo. Mario les decía, si un compañero hace un viaje y tiene que pasar en la ciudad y ese día le dio diarrea – no sé si se llama así- y se separa dos pesos, cinco pesos, depende en qué ciudad igual se tiene que informar en el pueblo: fui al baño diez veces y punto, o comí dos veces y punto. Ahí está la honradez. Ese es el nuevo gobierno que queremos, nuestro gobierno, o el gobierno de lo que quieran, porque para nosotros no es gobierno, a ver cuando nos informan, de qué gastan, cuánto ganan. Nuestros pueblos, nosotros no ganan: los promotores de educación, los promotores de salud y otros servicios no ganan.

Igual nosotros no estamos engañando para que ganemos, no somos como los partidos políticos, los partidos políticos hacen mentoras para que ganen voto y se sienten, nosotros no. Igual por eso venimos con este pasamontañas, porque no queremos ser protagónico pues. No somos nadie. Lo que estamos hablando es el pueblo que está hablando. No estoy hablando yo, es el pueblo que está hablando. Porque al rato cuando lleguen, el pueblo me va a pedir cuentas, por eso estoy anotando lo poco que puedo escribir. Tengo que informar, y si creen que es mentira, pues ahí pregunten allá con los pueblos zapatistas, porque con Calderón, pues no va a saber pues.

Pues es la manera como, como quiero que entiendan entonces este encuentro compañeras, una nueva constitución es lo que queremos. No confíen, ¿eh?, si es que quieren así, con los políticos, porque por más que hablen muy bonito, nunca le van a cumplir. Han hecho mucho y no han cumplido. Nosotros como ya dije, trece años que llevamos después de 94, vayan en Chiapas y es diferente, es diferente su gente. Hay menos muertos, hay menos robo, más bien no hay robo, hay menos violencia; pero vayamos en otros estados.

19 de abril
Palabras Comandante Moisés
(parte 2)

Que no le dan una identidad. Nos preocupa, parte que nos duele mucho, porque los que ya somos grandecitos no tenemos problema porque es nuestro problema que nos lleva la, ¿cómo le llaman aquí?, es la misma aquí y allá, pónganle ahí.

Yo me preocupo por los niños y las niñas, que no les dan una identidad, por lo mismo, si estuviera en Chiapas la misma sittuación, pues qué estaría pasando con los niños ¿no?. Ahora es diferente. Ahí si me duele más, por los niños y las niñas, que todavía niest´pan pensando, pero a lo mejor les estamos metiendo, mierda, tonterías pues en la cabeza, del mismo sistema. ¿Por qué?, porque la educación es esa. Discúlpenme, pero según donde alcanzamos a ver nosotros, está mal. Y no sólo lo digo yo, lo dicen ustedes pues, yo sólo estoy diciendo lo que dijeron ustedes. Me ha tocado con otros compañeros que son estudiantes o son maestros, pues lo mismo dice. Así que me asumo a ellos, porque así lo vemos en Chiapas. Si nosotros hicimos una educación diferente en Chiapas por eso, porque que veíamos que la educación no, en lugar de apoyar a los niños, se aleja de su familia pues. Ya no tiene relación con tu familia. Ustedes mismos se dan cuenta: en la ciudad, pues ya ni tiempo hay, se va en la escuela, se va en la tele, en el videojuego o película de no sé que tanto, se acabó el problema, porque todo el día es el consumismo prácticamente.

Y los niños y las niñas nunca tuvieron tiempo. Ahí está el problema que dicen de la reproducción o de la salud sexual y reproductiva, es eso. Porque nunca platicaron o nunca tienen tiempo de platicar. Y lo vimos eso allá en Chiapas. Por eso nuestra educación allá es muy diferente como decíamos. Porque allá nomás tres días, pero tres días bien estudiados, y tres días tienen que estar con su papá y su mamá. Tienen que aprender todos los servicios para que pueda vivir un ser humano. Tiene que saber cocinar, tiene que trabajar el campo, según depende, pero esos tres días tiene que estar.
Me van decir ¿Pero eso que chingados están haciendo los niños? Es pérdida de tiempo. Y no. Para nosotros no. Si el no va con su papá, según que tanto es su tierra, se puede poner a medir, a ver si no se está quedando corto; medir, multiplicar y dividir. Igual cuántas matas de maíz o de tomate o de patatas o de lo que se siembre allá, igual, uno de extensión de tierra, que el niño haga y a ver, si lo pasa ahí, pues ya lo pasó, y si no, pues a la siguiente semana, se tiene que ver eso pues. Es así como hacemos nuestro examen nosotros. Nosotros no hay eso de que, ahí está, “cinco minutos pa que me contestes”. Ahí tienes todo el día para que lo hagas su examen, pero si lo sacó, pues quiere decir que está avanzando, y si no, pues hay que enseñarle más.

Tiene más relación entonces con su familia. Porque ahí puede platicar entonces con su mamá, bueno ¿que voy a hacer entonces? Porque no es igual con su maestro, peor si es un tipo como yo, no va a tener oportunidad de preguntar. Pero allá con su papá o con sus hermanos sí. Igual con las compañeritas, igual con su papá o con su mamá, depende a dónde le toca, como dice la compañera que puede ir al campo ¿qué no? Y los niños pueden quedar en la cocina, depende cómo se organice ya la familia, pero ya en armonía no en guerra, no en problema como se hace a veces “tú te vas para allá porque te vas”. Y ya a veces se hace problema con algunas tiendas cooperativas, igual puedes sacar suma, matemáticas, todo eso, sí, entonces que vaya allá.

Claro, no somos grandes contadores ni grandes biólogos ni grandes físicos, pero ahí vamos. Creo, pero en la práctica, no sólo en teoría pues, porque conocemos. A veces hay unos que dicen que son ingenieros, que son de ingeniería, agrónomos les dicen, pero dicen que allá los campesinos saben como cortar, si es café, saben como cortar para que no se pudra, sesgado le decimos, así. Entonces va el ingeniero, pues con todo lo que aprendió, que si es recurvo, que si r no se que tanto. Las cosas que lleva pues un ingeniero, su técnica. Ahora pues se pone a chambear ahí en los cafetales. El ingeniero empieza a chambearles, como es sesgado, pues tiene que cortar con su segueta o con su serrucho curvo. Tiene mucho filo porque es nuevo lo que llevo. Y el campesino, agita bien su machete, inicia primero el ingeniero o el técnico, que ya están trabajando y el campesino por allá afilando su machete. Una vez afilado su machete, agarra su café, ¡pas! Y avanzo, como a cincuenta metros voltea a ver si el ingeniero y apenas ahí viene. Apenas está practicando. En cambio el campesino sabe. Más o menos como ese ejemplo hay en otros temas, no quiero meterme más porque no quiero aburrirlos compañeros.

Es como vimos que sí se puede hacer cosas diferentes de lo que nos estamos viviendo. Es ahí donde digo que la educación nos está metiendo otra cosa, es así como respondo a tu pregunta de ¿que cómo lo veo? Pues me da dolor que a veces los padres y las madres que estudiaron, algunos estudiaron sociología, algunos humanidades y no sé que tanto que se estudia, estudian historia, o por lo menos todos estudiaron hasta la prepa y eso llevan historia. Y se olvidan del pueblo, y se olvidan de sus hijos, eso sí me preocupa. Por que están como dormiditos compañeros. Entonces la invitación es que se despierten, hagan una nueva semilla y cuídenla y lo podemos juntos para que tengamos una nueva constitución. Eso es todo lo que queremos, no pedimos más, ni venimos a pedirles que nos tengan lástima. No. Simplemente juntos, si ya no quieren como dicen todas las demandas que dieron. Si ya no quieren violación si no quieren maltratos, levántense, levántense. Pero si quieren seguir así, nos vamos a ver para cuántos años, ustedes van a seguir así, pero en otros estados van a avanzar. Se los aseguro. Si ustedes no se integran a este trabajo, la otra campaña no se va quedar aquí pues. Dijimos, y lo repito, hacemos honor a nuestra palabra y avancemos con los que quieren avanzar, quizá un poquito más tardado, pero vamos a cumplir con nuestra palabra.

Pero es mejor si nos unimos todos, más fácil construimos, una cosa muy bonita pues, más colorida, donde haya alegría, porque es nuestro símbolo. Por ejemplo la compañera siempre trae flor y la flor es alegría para nosotros. Siempre que remos eso, que haya pues en un México diferente también. Que no haya diferencia pues ni de lengua ni de color. Yo soy morenito, bueno, negro estoy yo, estoy moreno, y queremos que eso en un día, por lo menos hablen mi lengua materna, porque asolo hablan inglés pues, porque la mayoría habla una palabra de inglés ¿o no?, por lo menos okey. Pero en tzotzil ¿porque no me dicen una palabra? Entonces toda esa legua necesitamos aprendernos, tenemos que aprender todos, yo, ustedes. Y no los obligamos para que aprendan, pero pare que podamos convivir. Para que nos entendamos como finalmente somos los mimos seres humanos. No venimos de otro lado, somos seres humanos y lo necesitamos. Nos estamos autodestruyendo compañeros, no nos estamos viendo, no se están viendo ustedes. Muchos que están preocupados, que la atmósfera ahí, están hablando muy allá. Veamos nuestra realidad, nos estamos autodestruyendo como seres humanos. Y el ser humano, a veces somos muy cabrones y muy cabronas y no nos damos cuenta hasta que todo acabó, ahí vamos a estar llorando, ahí vamos a estar llorado. Doy un ejemplo, en la familia a veces somos muy cabrones con nuestros papás o nuestros hermanos, pero ya cuando deja su cáite, ahí si, papacito y hermanito y todo eso, pero cuando esta vivo somos muy cabrones. Eso tómenlo como ejemplo pero me refiero a toda la humanidad.

Comandanta Sandra, 21 de abril, reunión con el colectivo los Otros y las Otras

Bueno compañeros y compañeras, vamos a explicar un poco la situación, cómo han venido pues, la vida de las compañeras.

Antes de 94, pues saben ustedes que la mujer no existe, o sea no tiene derecho. La mujer no vale para nada. Las mujeres ahí son explotadas, son violadas, son humilladas, pero eso antes de 94. Por ejemplo si vamos a ir a vender nuestras cositas, un ejemplo, producimos nuestros pollitos y vamos a vender en el mercado, entonces nos molestan pues, o no quieren que vendamos. Nos tiran nuestro producto, no quieren los ricos, aunque no son ricos, pero son los mismos trabajadores que no entienden pues la vida. Entonces así pasó, sufrimos mucho, por eso nostras también dijimos, tenemos que organizarnos para salir esta situación.

Entonces como ya escucharon nosotras también como mujeres formamos diferentes trabajos, tenemos diferentes cargos. Por ejemplo de educación, de salud, de cualquier comisión, y tenemos nuestras coordinadoras de mujeres también y tenemos nuestras compañeras en la junta de buen gobierno. Son gobiernos también pues, adentro de la junta. Aunque no saben leer, no saben escribir, pero saben pensar, saben valorar, saben tomar decisión. Saben qué hay, saben ver que e lo que está sucediendo, lo que nos está chingando. Antes la mujer no tiene derecho de hablar, totalmente nos han negado nuestro derecho, por ser mujer y por ser indígena. Pero ahorita no preguntamos pues. No le preguntamos a nuestros hermanos los que todavía no entienden, no le preguntamos a nuestros esposos todavía a los que no han entendido. Sabemos que tenemos nuestros derechos. Y mucho menos al gobierno, ¡que vamos a preguntarle a ese si nos da o no nos da nuestro derecho! Sabemos que si tenemos, entonces por eso nosotras participamos en diferentes trabajos. Trabajamos en diferentes áreas de trabajo.

Nosotras como mujeres entonces nos organizamos a hacer un trabajo colectivo. No digamos que mucho: lo poco que podamos hacer es así para que nos podamos apoyarnos. Entre ambos pues, hombres y mujeres. Nosotras siempre hablamos de la unidad, o del colectivo. Entonces, nosotros los trabajos colectivos que trabajamos, hacemos pan, hacemos hortaliza para sembrar cualquier verdura pues para el consumo de la familia. Hacemos granja de pollo pero, pollo de rancho, no de granja que venden en la ciudad. Para consumir con la familia. ¿Por qué? Porque como ya escuchamos o ya escucharon que contó el compañero, para que podamos pobrevivir la ponemos. Porque no salen a trabajar, no tenemos mucho dinero, entonces eso es la forma como podamos organizarnos para apoyarnos, ayudarnos. Sembramos nuestro maicito en colectivo, frijol en colectivo y como ya escucharon, pues ya nosotras también tenemos que organizarnos, tomamos la decisión, si vamos al campo o no o hacemos otros trabajos; en la casa pues, pero en colectivo. Ya depende el acuerdo de cada familia, entonces es así que hemos venido trabajando de la comunión. No sólo los compañeros están trabajando, sino que trabajamos igual.

Por eso cuando decimos nosotros queremos la igualdad: que me entienda mi compañero y que lo entienda yo también. Entonces eso es la igualdad. No es porque sé que tengo mi derecho y hago lo que yo quiero hacer, no. Porque mucho antes nuestros abuelos allá, nuestras abuelas allá, tienen acuerdo: trabajaban en colectivo. Nomás que cuando llegaron los españoles, ahí se destruyó todo. Por eso ahorita lo estamos tratando de rescatar pues. Tuvimos que analizar hasta donde lo dejamos perdido todo esto. Como dijo el compañero, amar la naturaleza, nuestros antepasados sí lo aman, lo han amado, platican, hablan con los árboles, con la naturaleza. Hablan con la tierra, les piden perdón a la madre tierra, porque es nuestra madre, entonces eso es la que estamos tratando de hacer nosotras como mujeres, como hombres.

Porque ahorita como dice el compa, ya no nos sirve para nada, ya no me quieren porque ya soy viejo. Pero algunos los respetamos a nuestros abuelas a nuestros abuelos, porque ellos tiene la sabiduría. Son ellas y ellos que nos enseñan, que nos dan el camino, que nos dan el ejemplo.

Entonces, como ya escucharon, eso es pues el trabajo que estamos haciendo. Nosotros, nostras venimos aquí para invitarles a ustedes que se junten, que se organicen. Si me preguntan ¿en qué forma quieren construir su vida? No los puedo responder, ¡ustedes mismos porque son ustedes los que están viviendo aquí en esta tierra! Nosotros allá. Lo único que queremos hacer es la unidad, que nos unamos, tanto como ustedes aquí, y tanto como nosotros allá. Hombres y mujeres. Por eso les explico un poco pues la vida, cómo estamos viviendo allá, para que mis compañeras de aquí que lo entiendan, que lo vivan, que lo sientan suyas pues también lo que van a hacer mañana y pasado. O cómo quieren construir su casa o la casa de todos.

Eso es pues compañeros y compañeras, pues eso es mi pequeña palabra porque como ya dijimos que no, aunque queremos decir todo lo que es, pero no puedo expresarme muy bien pues, claro, como habla ustedes. Tengo ganas de explicar bien todo lo que es, pero como ya dije, es que no muy puedo, pero lo poco que pude explicar, ahí me van a disculpar pues si no está claro lo que les dije, eso es mi palabra compañeros y compañeras.

 

Area de Descargas

Descargue aquí los archivos de este artículo en su formato original.
15 de abril, Reunión con el Partido de los Comunistas

17 de abril, Reunión con Colectivo Estudiantil de la Universidad Autónoma de Aguascalientes

19 de abril, Reunión con Mujeres de Cañada Honda

20 de abril, Reunión con Comunidades Eclesiales de Base y pueblos de San Francisco

21 de abril, reunión con Colectivo Los Otros y Las Otras

15 de abril, Reunión con el Partido de los Comunistas

19 de abril, Reunión con Mujeres de Cañada Honda

Share

No hay comentarios »

No hay comentarios todavía.

RSS para comentarios de este artículo. TrackBack URL

Deja un comentario

Notas Importantes: Este sitio web es de la Comisión Sexta del EZLN. Esta sección de Comentarios está reservada para los Adherentes Registrados y Simpatizantes de la Sexta Declaración de la Selva Lacandona. Cualquier otra comunicación deberá hacerse llegar por correo electrónico. Para evitar mensajes insultantes, spam, propaganda, ataques con virus, sus mensajes no se publican inmediatamente. Cualquier mensaje que contenga alguna de las categorías anteriores será borrado sin previo aviso. Tod@s aquellos que no estén de acuerdo con la Sexta o la Comisión Sexta del EZLN, tienen la libertad de escribir sus comentarios en contra en cualquier otro lugar del ciberespacio.


Archivo Histórico

1993     1994     1995     1996
1997     1998     1999
2000     2001     2002     2003
2004     2005     2006
2007     2008     2009     2010
2011     2012     2013
2014     2015     2016     2017

Comunicados de las JBG Construyendo la autonomía Comunicados del CCRI-CG del EZLN Denuncias Actividades Caminando En el Mundo Red nacional contra la represión y por la solidaridad Artículos