lista de correosrecibe automaticamente las actualizaciones a tu correosiguenos en tuitersiguenos en facebook siguenos en youtube

enlaceZapatista

Palabra del Ejército Zapatista de Liberación Nacional

Feb212006

Reunión con el magisterio y otros sectores de Tlaxcala (20/feb/06)

Escuche aquí:

Reunión en el local de Bases Magisteriales de Tlaxcala.
Febrero de 2006.

Bueno Compañeros y Compañeras, buenas noches.
No se si se escucha bien, si ¿allá atrás me escuchan? Ahora si.

Queremos agradecerles especialmente a los compañeros y compañeras del movimiento de bases magisteriales de Tlaxcala el que nos hayan abierto este espacio y sobre todo, que nos hayan regalado su palabra, este es un tesoro que vamos a guardar especialmente para llevarlo todavía más lejos.

Voy a dividir mi intervención en tres partes; una dedicada a los compañeros que se oponen a esto de las autopistas y las carreteras, a los comuneros que han sido despojados de sus tierras, otra especial para ustedes como maestros y maestras.

Compañeros y Compañeras, lo que hemos visto desde allá desde las montañas del sureste mexicano, que es donde estamos nosotros, es que están destruyendo a nuestro país; lo vimos allá en nuestras tierras y ahora aquí en Tlaxcala, en el noveno estado que participamos en nuestra gira, también lo estamos viendo. En todas partes hemos visto que no es cierto que el gobierno no le ponga atención al campo, si le esta poniendo, pero para destruirlo; hay un plan premeditado allá arriba donde se están juntando los empresarios, principalmente los extranjeros, con las autoridades gubernamentales de todos los niveles, desde el federal, el estatal y hasta el municipal; y el plan de ellos es acorralar a los campesinos para que vendan las tierras. Y entonces está este plan del gobierno de Fox, que no hay que olvidar que es un gobierno del PAN, su plan es condicionar los apoyos sociales, como el PROGRESA, como la ayuda que se da pues a las mujeres y a los ancianos, condicionarlo a que los campesinos acepten el PROCEDE. El PROCEDE no es otra cosa que convertir a todos los comuneros, ejidatarios, a todos los campesinos en pequeños propietarios; el plan no acaba ahí, se trata de obligar a ese pequeño propietario a vender, si recuerdan antse de que llegara al poder este señor que es un ladrón, Carlos Salinas de Gortari, no era posible que fuera embargada, comprada o vendida la tierra ejidal o comunal; cuando hace la reforma al artículo 27 vuelve completamente inútil la lucha de los campesinos en la revolución de 1910, y en concreto hace inútil la sangre derramada por el General Emiliano Zapata Salazar.

Lo sabemos bien, entonces durante todos estos años, el gobierno de Salinas, el gobierno de Zedillo y ahora el gobierno de Fox, lo que han hecho es destruir el campo mexicano y obligando a los campesinos a abandonar sus tierras; a veces por medio de la fuerza, por el desalojo, a veces por medios legales, con trampas y a veces por la compra de esa tierra. Así, que ahora se ve que el principal producto de este país es el de indocumentados, de hombres y mujeres que tienen que migrar a Estados Unidos a buscar trabajo; y en los campos donde antes se producía maíz, frijol y otros productos básicos, hoy hay grandes empresas hoteleras, maquiladoras, industrias, centros deportivo y de recreación para los ricos, aeropuertos, zonas residenciales. Y entonces lo que están haciendo con el campesino es dándole créditos para endeudarlo, obligándolo a que envenene la tierra con fertilizantes químicos, también con productos transgénicos, para que la tierra se haga dependiente así como un drogadicto se hace dependiente de la droga, luego la tierra ya no acepta la semilla y no acepta otra cosa para dar su fruto; entonces el campesino tiene que endeudarse con ese señor que es Monsanto, que es el que vende esa semilla, se endeuda, se endeuda y resulta que un día descubre que todo el día está trabajando para otro, ya no para sí mismo, ya ni siquiera para su subsistencia, y entonces llega un momento en que pide crédito y llega un momento en que el banco le embarga y se queda sin nada.

Allá atrás hay una manta que dice “la tierra no se vende, es nuestra madre” y sin embargo, lo que está haciendo el sistema capitalista es obligarnos a vender a nuestra madre como campesinos que somos.

Yo se que como maestros no les estoy contando nada nuevo, por que ustedes mejor que nadie cuando hacen en trabajo en las escuelas, sobre todo en el medio rural, se dan cuenta de esta destrucción: Pueblos enteros desierto o sólo poblados por mujeres, por ancianos y por niños; y si alguien pregunta donde están los hombres, o donde están los jóvenes y las mujeres jóvenes, la respuesta es: trabajando en el otro lado, o muertos al tratar de cruzar la frontera a veces ahogados en el río, a veces asesinados por las fuerzas de la migración norteamericana o por los rancheros esos locos que se dedican a cazar mexicanos como si fueran animales. Y tal vez lo hemos visto en las noticias de la televisión o en los periódicos, pero cada quien aquí en Tlaxcala, en la provincia, y en Oaxaca, en Puebla, en Veracruz, en Tabasco, en Campeche, en Chiapas, en Yucatán y Quintana Roo, tiene historias que contar que dan ganas de llorar. No lo leímos en un libro compañeros y compañeras, nos lo contó la misma gente que está sufriendo eso, campesinos mayoritariamente indígenas, desesperados, con una rabia que ya no pueden contener y buscando una salida, que a veces, es sólo la salida del país hacia otro mundo, hacia una realidad que los arranca de sus raíces históricas, cómo si arrancáramos una planta y la lleváramos a un desierto, porque lo que pasa con toda esta gente es que pierde su cultura, su lengua, su familia.

Nosotros sabemos lo que eso duele, lo sabemos como pueblos indios; sabemos lo que es la relación con la tierra que tienen los campesinos y especialmente los que son indígenas. Y entonces vemos que todo esto está pasando, y ahora nos han contado aquí los compañeros que han pasado a hablar, de aquí de Tlaxcala, que denuncian esto que ya hemos escuchado en otros estados: resulta que la autoridad los jueces, aquel que se encarga de repartir la justicia, en realidad está administrando la justicia para el que le paga y como el pobre no tiene nada, pues el que paga es el rico, y cada vez que hay una decisión de un juez resulta que el que sale favorable es para el rico y para el pobre viene la cárcel, el desalojo o la expulsión.

Lo vemos bien también cuando los compañeros explican el plan este de las autopistas y carreteras, sobre qué tierras se va a construir eso compañeros y compañeras, se va a construir sobre sus tierras, sobre sus colonias, sobre sus ejidos y que chiste que en esa carretera nunca van a poder transitar, es más, probablemente nunca la conozcan, por que al quedarse sin tierra van a tener que ir a buscar trabajo a Estados Unidos. Y nos han explicado muy bien como lo ponen en secreto, porque compañeros, si una tierra vale un peso el metro cuadrado, a la hora que pasa la carretera, ese metro cuadrado llega a costar trescientos pesos. Y entones a la gente le ocultan que va a pasar por ahí una carretera y le compran su terreno por un peso el metro cuadrado; y bueno no hay trabajo, ya lo explicaron aquí los compañeros de bases magisteriales que están solicitando empleo, y pues venden; y buscan trabajo por otro lado, y luego se enteran que el terreno que vendieron a un peso el metro cuadrado, ahora se vende a trescientos, quinientos y hasta mil pesos el metro cuadrado. Y sobre esa colonia popular que nunca tuvo agua, nunca tuvo drenaje, que la luz llegaba cuando llegaba, lo que si nunca faltaba era la cuenta de la Comisión Federal de Electricidad, esa colonia que siempre estuvo olvidada, fue destruida, y encima de ella hay un centro comercial que tiene luz todo el día, que tiene agua potable todo el día, que tiene teléfono y carreteras asfaltadas y buenos caminos. Y ahora resulta que sobre la pobreza y el despojo de unos cuantos, creció la riqueza del que ya tiene mucho, y ahí se aparece un centro comercial donde antes había tienditas, pequeño comercio que vendía pues, humildemente algo de comer, refresco, comida, maíz, lo que se consume en cada casa modesta, y ahora hay un gran centro comercial exclusivo, donde los trabajadores, los que vivían en esa colonia, ni siquiera entran a barrer, ni siquiera les dan empleo porque esa empresa llega ya con los trabajadores de otros lados, ya adocenados, ya domesticados.

Imagínense la impotencia de un tlaxcalteca, de una tlaxcalteca, con todo la tradición de historia de lucha que tienen y de rebelión desde el tiempo, desde antes de que llegaran los españoles, imagínense ver la tierra que lo hizo nacer, por la que luchó, en manos de otro, de otro que tiene otra nacionalidad y que además nunca ve; imagínense que su tierra nunca va a poder ser pisada por sus hijos, por sus nietos, y alguna vez va a tener que enfrentar ese reclamo: “Oye papá, oye abuelo, aquello que teníamos, por qué lo perdiste, por qué lo vendiste, por qué vendiste a tu madre”.

Estamos entonces en este problema de que qué vamos a hacer, y entonces hay dos propuestas, eso hay que reconocerlo, está la propuesta de arriba, la de que “mira no te preocupes, mira arriba y aquí hay tres, cuatro, cinco candidatos a la presidencia de la república, y vas a escoger uno” y ese uno va a venir aquí a Tlaxcala, va a juntar mucha gente, va a repartir gorras, va a haber camiones que traigan la gente de fuera de la capital de Tlaxcala, se va a llenar y les va a decir: “Si votan por mí yo voy a resolver ese problema, miren acá arriba, no miren su dolor ni mírense entre ustedes mismos, mírenme a mí, yo Roberto, yo Felipe, yo Andrés Manuel, y si me miran a mí y votan por mí todos sus problemas se van a solucionar.” Y hay gente que dice “Si, tal vez este si sale bueno, tal vez este no es tan ladrón como el otro”, y entonces apuesta su mirada, su lucha y su corazón a que las cosas se resuelvan allá arriba, y entonces compañeros y compañeras, pasa lo que pasa cada tres años en gobiernos municipales, cada seis años en gobiernos estatales y federales, viene la desilusión, y mientras cada vez se espera más, cada vez son menos las tierras campesinas, cada vez son más las colonias populares que son aventadas más y más y más afuera, alguien nos dijo aquí que Tlaxcala era muy pequeño, imagínense que todo Tlaxcala el estado está en manos de los ricos y poderosos y las colonias populares empiezan a orillarse fuera del estado de Tlaxcala, como si fuera una gran ciudad y las colonias populares, las colonias perdidas, las más miserables empiezan a quedar fuera del estado, ya en otros estados o a lo mejor ahí adentro, pero que nadie se de cuenta. Hagan de cuenta que levantan una gran manta, como esa que está ahí, donde dice “Todo salió bien, el bien para todos, para que mis cosas se hagan” dice Roberto Madrazo, todo eso, y detrás de esa manta, de ese dibujo, la pobreza que va creciendo, por que ya el problema no es que se van a quedar igual las cosas, es, compañeros y compañeras, que se va a poner peor, siempre se va a poner peor.

Y entonces viene esto que es la Otra Campaña que dice, en lugar de mirar para arriba, miremos para abajo, en lugar de escuchar lo que nos dicen los candidatos sobre qué es la educación, escuchemos lo que nos dicen los maestros sobre lo que debe ser la educación, y aquí respondo a la compañera, la propuesta de la Otra Campaña sobre cómo debe ser la educación en México, es que los maestros digan como debe ser la educación en México; porque ya estuvo bueno de que allá arriba alguien se reúne y dice así debe ser la educación, y hay va para los maestros y que se chingue el que entendió, y el que tuvo palancas es el que la lleva, lo sabemos bien, y lo que se necesita no es que una persona, y voy a decir un nombre, que a lo mejor conocen, Elba Esther Gordillo, diga como debe ser la educación en México y que diga “es que yo soy maestra”, no se si alguna vez lo fue, lo que sabemos bien es todo lo que es y lo que ha sido y por qué está ahí. No es mejor, decimos nosotros, que no digan los campesinos como debe ser la educación, ni los intelectuales, sino los mismos maestros, los que están ahí enfrentando en el aula todos los problemas no sólo para enseñar -que como explicaba un maestro aquí que paso, que decía “en las escuelas no hay ni pizarrones, no hay ni donde sentarse, cómo vamos a enseñar, esto es escuela por que es un cascarón y porque hay un letrero que dice escuela, pero aquí no se puede enseñar” y él explicaba “da rabia ver a Fox decir la excelencia educativa”, que ya en México ya no hay problema de este- entonces en lugar de que un imbécil como Fox diga que es lo que debe ser la educación, que los mismos maestros digan: se necesita esto para los niños, se necesita esto para los maestros, entre otras cosas, un salario justo, digno. Eso es lo que está proponiendo la otra Campaña, nosotros no le estamos diciendo a los maestros qué deben hacer, al reves, estamos yendo a donde nos reciben y les preguntamos ¿Cómo debe de ser? Y en cada lugar ir tomando ese apunte, ir tomando ese parecer, y entonces que de abajo, como su nombre de lucha de ustedes lo dice, que de las bases magisteriales salga este nuevo proyecto educativo. Pero no nada más en Tlaxcala, sino en todo el estado de Tlaxcala y en todos los estados de México, en todo el país. Que de ahí salga, de abajo esta propuesta, se discuta, se debata, y se diga nuestro plan de lucha en educación vino de abajo, hecho por maestros y maestras y dicen que lo que se necesita es esto. No que alguien venga, un candidato o un guerrillero a decirnos “Así debe ser la educación, y a ver si les parece y si no les parece pues ni modo”.

Eso es lo que plantea la otra campaña, no decirle, ustedes saben, que si le preguntan a la gente de Tlaxcala qué es lo que más necesita, a lo mejor no va a responder que necesita autopistas, pero el gobierno ya decidió que lo que Tlaxcala necesita es autopistas, y no le importa sobre quien va a pasar, y no le importa -yo estuve haciendo las cuentas de las comunidades que van a ser afectadas por esas autopistas y carreteras, que nos explicó el compañero, son más de treinta- treinta comunidades rurales o semi urbanas, no cuentan contra los millones de dólares, no de pesos, que va a recibir el gobernador, o el de la secretaría de comunicaciones y transportes, para echarlos fuera; y entonces ¿cuál es la solución?

La solución es unirnos abajo, en ese sentido, lo que planteó la maestra, que es la dirigente aquí de la sección 31 democrática, fue un resumen excelente sobre lo que debe ser, dice la lucha de cada quien no debe estar sola y hace un recorrido: campesinos, maestros, estudiantes, obreros, indígenas. Sobre todas las fuerzas que abajo se tienen que unir, y eso es lo que está haciendo la Otra Campaña, por eso llegamos a Tlaxcala, y por eso no nos estamos entrevistando con el gobernador, ni con el secretario de educación pública de Tlaxcala, ni tampoco con los empresarios; lo que estamos haciendo es escuchando la palabra de la gente de abajo, de la gente sencilla y humilde, de los comuneros, de los ejidatarios ,de los colonos que se oponen a esto de las carreteras y a la privatización del agua, y de los maestros. Nosotros sabemos bien que la lucha de ustedes no ha sido fácil, como explicó la maestra, aquí empezó un puñado, unos pocos a enfrentarse contra el charrismo sindical, igual entendemos nosotros perfectamente lo que eso significa por que así empezamos nosotros nuestra lucha, unos cuantos, y siempre nos decía que no se iba a poder que lo que se necesitaba es ya mucha gente y ahora también nos critican que la otra campaña empiece por abajo, que por qué Marcos en lugar de reunirse con doscientos maestros, por que no se para en un lugar y junta tres mil, cuatro mil maestros, y les tira un rollo, aunque no escuche lo que ellos quieren decir. Y sin embargo la otra campaña dice no, vamos a reunirnos con esos grupos de maestros y vamos a escuchar primero que nada su palabra; ningún candidato lo va a hacer compañeros por que no les interesa, no les importan ustedes, ni que les va a pasar, lo que les importa es llegar allá arriba, lo que les importa es su credencial de elector, y que esa credencial de elector marque PRI, marque PAN, marque PRD o cualquiera otro de los partidos que están ahí metidos, eso es lo único que les importa y eso compañeros se acaba el dos de julio y el día dos de julio a las diez de la noche, ustedes, nosotros, todo el país deja de existir y empiezan a repartirse los puestos como si estuvieran repartiendo dulces, nomás que esos dulces son de millones de pesos y va a seguir lo mismo, va a seguir el mismo plan de poner las carreteras sin importar qué comunidades se destruyen, va a seguir el mismo plan de despojar a los comuneros y, compañeros y compañeras maestros, maestras, va a seguir el mismo plan de destruir la educación pública y lo que ahora se ve como que el gobierno no está atendiendo a los maestros, no compañeros, sí los está atendiendo, los quiere destruir, y el principal impedimento para destruir la educación pública y gratuita en México son ustedes, sobre ustedes van primero, sobre el magisterio democrático; y luego el magisterio charro que quede se va a poner de rodillas y van a desaparecer también, y junto con ellos va a desaparecer la educación pública, y no les importa que la gente que no tiene dinero no aprenda, porque el plan de ellos es poner puras maquiladoras, y para eso no se necesita saber historia de México, al revés, molesta, porque en la historia de México hay muchos ejemplos de rebelión, y a quien le conviene que un niño empiece a aprender que las cosas en este país se consiguen cuando se organiza y lucha por ellas. Ellos lo que necesitan es gente dócil, domesticada, como si fueran animales y, como se sabe, los animales sólo recién educación para obedecer. Entonces hay que destruir esa educación pública, hay que hacerla completamente privada, y entonces nada más que unos cuantos aprendan y de varios niveles, que aprenda el capataz de línea de la maquiladora, que aprenda el gerente de la empresa y el dueño de la empresa, ese ni siquiera va a estudiar aquí en México, ese viene de otro país, donde va a estudiar en una universidad extranjera, y entonces empieza a crecer esto de las universidades, las escuelas, desde el jardín de niños hasta los estudios de posgrado, privatizadas.

Y mientras está esta farsa de educación de escuelas, que son empresas patito les dicen, no enseñan nada, nada más es para que no haya muchas protestas de los rechazados en cada nivel, y entonces que se meta a una escuela donde nomás los entretienen.

Los compañeros y compañeras que son estudiantes o que han estudiando saben esta historia, desde la primaria, secundaria, preparatoria , universidad, echarle ganas al estudio, y sí aprender, independientemente de las calificaciones, y salir un médico -como decía la compañera- bueno, y resultar que no hay trabajo, y que el trabajo lo está agarrando el que es pariente del gobernador, que no sabe un carajo de, ni dar una aspirina; entonces dice qué sistema de educación es este donde uno se empeña trabaja para poder estudiar, saca buena calificación, aprende y no encuentra trabajo, y el trabajo que le tocaba lo agarra otro nada más por influyentismo. Lo sabemos y lo vamos a encontrar en cada lado, como explicó la compañera maestra, dice, cuando alguien de abajo quiere el trabajo, pues a ver llénate todos estos requisitos, y esto y esto, y llega alguien recomendado de afuera, o de arriba, y ni quien le pregunte ni cómo se llama y luego luego a cobrar; y claro se va deteriorando, desgastando, echando a perder la educación pública y entonces todos empiezan a mentar madres, y a la hora que ustedes hacen un movimiento por mejores salarios, los medios de comunicación dicen: “no, si son unos holgazanes, si ya tienen muchas cosas los maestros, ya tienen viajes, ya tienen seguro -bueno ya se los van a quitar- ya tienen muchas cosas pues, tienen base, ahorita tener la base en el trabajo es envidia de muchos obreros. La gente dice “si, si, que no les den nada, por que de por sí nuestros niños no aprenden nada en la escuela” pero no está aprendiendo con un maestro del movimiento de bases magisteriales de Tlaxcala, está aprendiendo con un cabrón que lo recomendó el gobernador, o el primo del gobernador, o el conocido de un primo del hermano del que le vende el periódico al gobernador, por que luego así es de ridículo, y ese pues no sabe ni hablar que le va a enseñar un niño, y entonces aparece este rencor entre la gente, la gente sencilla y humilde que dice: “Si, pinches maestros”, y nosotros sabemos que no es cierto, pero todo se está haciendo por arriba; y que tal que esa gente de las colonias populares, esos vendedores ambulantes, esos del mercado, escuchan su palabra de ustedes, y empiezan a entender, “no pues que esa lucha que dice la maestra -dicen- es la misma”, por qué no nos unimos, en lugar de estarnos enfrentando unos a otros, eso es lo que hacen; y van a ver cuando empiece a pasar esto, que ustedes levantan un movimiento, la misma gente que antes los criticaba o los ignoraba, les va a decir, yo voy contigo, por que ya entendí cual es tu lucha, y así como explicó la maestra, que dijo, nosotros cuando construimos este movimiento democrático nos abrimos a otras luchas para apoyarlas, y aquí un compañero campesino dijo: “agradecemos al movimiento de bases magisteriales el apoyo”, pues igual, el movimiento de bases magisteriales y todo el magisterio democrático va a poder decir agradecemos a los campesinos, agradecemos a los obreros, agradecemos a los indígenas el apoyo, por que juntos vamos en todo esto, y entonces lo que nosotros les estamos proponiendo compañeros es que no luchen solos, que todas estas injusticias que están viviendo como maestros, como colonos, como campesinos, como indígenas, se escuchen en otros lados y empiece a tenderse este puente, como que ponemos un radio en una estación que escuchamos todos abajo, y ahí no habla el de arriba, no están los partidos políticos ni los candidatos, estamos escuchando puras de estas historias y empezamos a hacernos una pregunta: ¿por qué no nos unimos? Y entonces sí, la unidad no es una declaración, sino es un sentimiento que está surgiendo abajo, eso es lo que nosotros venimos a decirles como movimiento de bases magisteriales aquí en Tlaxcala, nosotros como zapatistas y nosotros como parte de la otra campaña, de eso se trata de que su voz…y por eso vienen los compañeros que no son zapatistas que vienen con la caravana que ustedes amablemente les dieron el hospedaje y la alimentación aquí, ya ven que traen sus camaritas y grabadoras y todo eso, pues ellos lo que están es sacando su palabra y rápido la empiezan a mandar a otros lados, y en algunos casos, lo que dijo la maestra, lo que dijo la maestra, lo que dijo el compañero maestro, en este momento los están escuchando en la ciudad de México y no con López Dóriga, no con Alatorre, lo están escuchando en radios alternativas, ahí sintonizan y dicen a pues mira lo que dice el maestro, lo está escuchando un maestro en el DF y ese le está hablando a uno en Tijuana y le está diciendo: “Ya ves lo que pasa en Tlaxcala, ya ves que empezaron pocos, ya ves que crearon un movimiento, ya ves que apoyaron a otras gentes, así debíamos hacer nosotros o así estamos haciendo nosotros; y hace unos momentos estuvimos con los compañeros ex braceros de la Asamblea Nacional de Braceros y platicaban unos de Guerrero que ellos se enteraron que había movimiento bracero en Tlaxcala por un comunicado, entonces llegaron a verlos, se pusieron de acuerdo e hicieron este movimiento que ya es nacional, de ex braceros, pues así con su propia palabra de ustedes compañeros, que nadie no va a hablar, ni yo, ni nadie de la Otra Campaña sino mismos ustedes. ¿Qué es lo que pasa con el magisterio en Tlaxcala? Pues que hable el movimiento de Tlaxcala, eso es lo que estamos diciendo, y entonces que otros maestros se unen, llegara a intercambiar otra historia y escuchar cómo fue que inició este movimiento, cómo unos cuantos se atrevieron a desafiar a los poderosos charros, porque compañeros, si alguien era poderoso en este país eran los líderes sindicales del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, y si algo se levantó con heroísmo, incluso más heroísmo que el nuestro que nos levantamos en armas, fue el de la Coordinadora Nacional Trabajadores de la Educación, porque conocimos toda la represión que sufrieron, los muertos, la persecución y todo esto pues que o lo voy a contar porque muchos de ustedes es su propia historia, y en todo caso hay que contársela también, porque es parte de su formación, a los mismos maestros.

Entonces compañeros y compañeras, pues esto es de lo que se trata, y ya por último en la tercera parte sobre esto del Tercer Diálogo Nacional, nosotros queremos explicar nuestra posición como EZLN, nosotros no le vamos a entrar, esa unidad no la queremos y les vamos a explicar porqué: Por que eso del Tercer Diálogo Nacional significó que ahí estuvieran, tres líderes charros, marcadamente, Vega Galina del seguro social, que fue el que abrió las puertas a las reformas del seguro social, que ahora va sobre el ISSSTE, que les va a afectar directamente, y los compañeros de la otra campaña que son del seguro social advirtieron, si esa reforma pasa nos chingan a nosotros, y luego sigue el SME, luego siguen los maestros, luego siguen todos los sindicatos, y como si hubieran hecho una profecía compañeros, después de que Vega Galina vendió ese movimiento, que el tercer diálogo nacional puso al frente, después de eso viene la reforma del ISSSTE, que hay que impedirla por supuesto, y la otra campaña va a movilizarse también sobre eso; y está también ese Hernández Juárez que es el líder charro del sindicato de telefonistas y está Agustín Rodríguez que es el líder charro de los trabajadores de la UNAM, y nosotros vemos que hay ahí muchas organizaciones honestas, consecuentes, luchadoras, nosotros decimos, si con esos sí, pero con estos no, y el tercer diálogo nacional nos dice con todos juntos, nosotros decimos no, esa unidad no la queremos, porque hagan de cuenta que nosotros les decimos a ustedes: compañeros del movimiento de bases magisteriales de Tlaxcala, éntrenle a la Ora Campaña aquí va a estar Elba Esther Gordillo sentada conmigo, pues me van a decir: Marcos te vas mucho a la fregada, a ver a tu madre -como dice allá- con esa otra campaña, pues igual nosotros decimos. Si hay que hablar con los trabajadores pero hay que buscarlos abajo, hay que buscarlos, ahí están los trabajadores telefonistas en la otra campaña, ya los vimos ya hablamos con ellos y los escuchamos y los vamos a seguir escuchando, los trabajadores del seguro social, los trabajadores de la UNAM.

Nosotros preferimos seguir con la otra campaña abajo, el tercer diálogo nacional eventualmente vamos a encontrarnos, tal vez, no sabemos, pero nos vamos a encontrar en todo caso por caminos diferentes, nosotros pensamos que ese tercer diálogo nacional tiene por la parte de estas gentes, de Vega Galina, de Hernández Juárez, de Agustín Rodríguez, una apuesta electoral, quieren puestos con el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, y por eso la convocatoria dice “por un programa alternativo de nación”, que así se llama la plataforma electoral de López Obrador.

Entonces a los compañeros y compañeras que están en eso del tercer diálogo, pues les deseamos que les vaya bien ahí, ojalá si puedan llevar adelante su política de que a través de ahí van a poder hablar con más trabajadores, pero nosotros como zapatistas en la otra campaña, vamos a seguir hablando con gente como ustedes en reuniones como esta que tenemos, esa es la única diferencia que tenemos, cuando esa gente se vaya, esos charros se vayan del diálogo nacional, nosotros le vamos a entrar a lo que se vaya a crear después, el tres de enero, digo, el tres de julio, cuando ya se acaba el proceso electoral y ya se reparten los huesos allá arriba.

Compañeros y Compañeras, lo voy a decir claramente, lo que hemos escuchado por estos nueve estados por los que hemos pasado, es un hervor que hay allá abajo, ojalá los compañeros del tercer diálogo nacional cuando hagan estas giras que están proponiendo toquen eso, la gente ya está harta, ya está harta y no cree en ningún partido político, en ninguno, ni cree en la vía electoral; se está levantando allá abajo, se está preparando un gran estallido social, grande, como ni en la revolución mexicana ni en la guerra de independencia; lo que nosotros estamos haciendo es juntando todas esas rebeliones, todas esas rebeldías, para que sea algo bueno, para que al final no sea que un líder queda como chingón, y las cosas siguen igual, para que no sea que un grupo, que una camarilla, sea la que agarre el poder y las cosas siguen igual, y lo decimos nosotros como zapatistas, como pueblos indios, porque pasó la guerra de independencia, pasó la revolución mexicana y para nosotros nada y como quiera fuimos los primeros que luchamos, nosotros decimos, en este nuevo alzamiento ahí vamos a estar pero no vamos a dejar que se nos olvide, igual nosotros los invitamos que como estudiantes, como maestros, como campesinos, como colonos, entren a este movimiento y no dejen que las cosas sigan igual cuando triunfe, porque nosotros vamos a triunfar, y nosotros les estamos invitando a que le entren a este movimiento, y que le pongan a esta bandera que está aquí a mi izquierda, abajo a mi izquierda, le pongan el nombre de Tlaxcala, y el nombre de Movimiento de las bases magisteriales de Tlaxcala, y el de los colonos y el de los campesinos, porque ahí están los nombre de mexicanos y mexicanas en todas partes del país.

Eso es lo que les queríamos decir Compañeros y Compañeras, les damos las gracias porque tuvieron paciencia para escucharnos y sobre todo por la palabra que nos dieron, es todo.

Share

1 Comentario »

  1. Mi solidariedad para todos vosotros.

    PAZ e TIERRA deve vser la consigna para todos los pobres de la Tierra.

    La tierra, hay que democratizá-la, la corrupcion hay que erradicar-la, los corruptos hay que demissionar-los e presentar-los a la justicia popular.

    Desde Portugal mi solidariedad a la vuestra lucha.

    Paco Miguel
    Portugal

    Comentario de Paco Miguel / Portugal — julio 17, 2006 @ 2:52 pm

RSS para comentarios de este artículo. TrackBack URL

Deja un comentario

Notas Importantes: Este sitio web es de la Comisión Sexta del EZLN. Esta sección de Comentarios está reservada para los Adherentes Registrados y Simpatizantes de la Sexta Declaración de la Selva Lacandona. Cualquier otra comunicación deberá hacerse llegar por correo electrónico. Para evitar mensajes insultantes, spam, propaganda, ataques con virus, sus mensajes no se publican inmediatamente. Cualquier mensaje que contenga alguna de las categorías anteriores será borrado sin previo aviso. Tod@s aquellos que no estén de acuerdo con la Sexta o la Comisión Sexta del EZLN, tienen la libertad de escribir sus comentarios en contra en cualquier otro lugar del ciberespacio.


Archivo Histórico

1993     1994     1995     1996
1997     1998     1999
2000     2001     2002     2003
2004     2005     2006
2007     2008     2009     2010
2011     2012     2013
2014     2015     2016     2017

Comunicados de las JBG Construyendo la autonomía Comunicados del CCRI-CG del EZLN Denuncias Actividades Caminando En el Mundo Red nacional contra la represión y por la solidaridad