lista de correosrecibe automaticamente las actualizaciones a tu correosiguenos en tuitersiguenos en facebook siguenos en youtube

enlaceZapatista

Palabra del Ejército Zapatista de Liberación Nacional

Jun042007

Reunión con el Pueblo Mayo – Yoreme, 14 y 15 de mayo.

 
En Punta Laguna, Sonora, 14 de mayo.

 

Palabras del Comandante David. Leer aquí

Palabras del Comandante Eduardo. Leer aquí

Palabras de la Comandanta Susana. Leer aquí

 



 
Segundo día de trabajo, 15 de mayo.

 
Participación del Comandante David. Leer aquí

Intervención del Comandante Eduardo. Leer aquí

Palabras de la Comandanta Susana. Leer aquí



 
 


REUNIÓN CON EL PUEBLO MAYO – YOREME, Punta Laguna, Sonora, 14 de mayo.
Comandante David.

Ahora para empezar nuestra plática de este día quisiera decirles algunas palabras para darle inicio pues nuestra reunión el día de hoy en esta comunidad que ustedes nos brindan el lugar, que nos permiten estar en su territorio para encontrarnos junto con ustedes.
Entonces compañeros y compañeras, los que estamos aquí, sobre todo la delegación del EZLN, somos los comandantes y comandantas que estamos recorriendo pues, varios estados de la zona norte de nuestro país, somos la comisión sexta del EZLN para la Otra Campaña.
Nosotros también somos indígenas, somos indígenas del estado de Chiapas, en el sureste mexicano. Somos grandes pueblos de aquel estado que tenemos, que hablamos diversas lenguas y tenemos diversas culturas somos descendientes mayas, la gran nación maya, que un tiempo pues, vivieron en nuestro país, como otros hermanos indígenas en otros estados de nuestro país.
Somos indígenas pues hermanos y hermanas que vivimos en ese estado. Pero como ustedes bien saben, desde hace muchos años nos hicimos zapatistas y somos zapatistas. Nos hicimos rebeldes y tuvimos que armarnos de fusil, de herramientas de trabajo, pero sobre todo de verdad, de justicia, de razón, que de por sí tenemos los pueblos originarios de nuestra patria. Como todos los pueblos y hermanos indígenas que nos encontramos en todo el continente. Pero las injusticias, el maltrato la humillación, el desprecio, el olvido, como nos han tenido los gobiernos durante tantos años, allá en el estado de Chiapas nos vimos obligados a levantarnos en armas, hora somos rebeldes, ahora somos armados y hemos declarado la guerra contra el mal gobierno y su ejército. El 1 de enero de 1994 nos dimos a conocer ante la nación y ante el mundo. Pero antes del 94, ya éramos de por sí zapatistas, rebeldes de muchos años antes. Las razones por el cual nos hicimos rebeldes, ya les he mencionado, fueron pues las grandes injusticias, las grandes explotaciones, el olvido y muchas otras cosas, sobre todo el despojo de las tierras, de toda la riqueza natural, de parte de los mismo gobiernos, de los grandes ricos y que llamamos ahí en el estado terratenientes o finqueros, que despojaron a los campesinos indígenas de sus tierras y de toda su riqueza natural. Y que por esa razón miles de hermanos indígenas tuvieron que moverse a las altas montañas porque si no, los sacaban. Muchos hermanos indígenas fueron sometidos en su propia tierra. Hermanos indígenas que siguieron trabajando pues en las tierras que de por sí eran de ellos, pero ya con otro dueño, el finquero, el terrateniente o el mismo gobierno.
Dentro de esas tierras hay hermanos indígenas, hombres, mujeres, niños y ancianos estaban trabajando al servicio del patrón. Y muchos años así vivieron, así crecieron, así murieron.
Entonces hay una larga historia de dolor y sufrimiento y fueron pues las razones que fueron pues alimentando la rebeldía. Ahora somos rebeldes, zapatistas, ahora con todo este hermanos, pensábamos que la realidad en que vivimos allá, sólo nosotros pues teníamos ese dolor y ese maltrato, porque no conocíamos pues muchos lugares, allá pues simplemente dijimos pues se nos acabó la paciencia, no teníamos otro camino más que levantarnos en armas. Porque antes cuando nuestros pueblos reclamaron sus derechos, reclamaron justicia, reclamaron respeto, jamás encontramos oídos en los gobernantes, se organizaron los pueblos, las comunidades indígenas, se organizaron, se movieron, reclamaron… pues ningún gobierno nos quiso escuchar, al contrario cada vez el gobierno estatal y federal pues aumentaba sus agresiones, sus maltratos. Entonces digamos que no había otro camino pues.
Primero quisimos pues reclamar nuestros derechos acudiendo a todas las vías legales, en la vía política, pacífica, haciendo gestiones, rogando a los gobiernos, ni así pudimos hacer. Muchos pueblos, muchos compañeros, muchos hermanos lo único que encontraron, pues fueron la muerte, las represiones, las persecuciones, los dirigentes sobre todo los metieron a la cárcel, otros fueron asesinados, todos los demás perseguidos, otros desaparecidos, y así pasaron años y años. Por eso llega el momento que y ano veíamos otros camino más que tomar las armas y organizarnos y fue entonces como decidimos el primero de enero pues no nos quedó otro camino más que declarar la guerra, para ver si de esa manera, alguien nos iba a escuchar. Por que allá como que nos han olvidado completamente, habían negado la existencia de muchos pueblos indígenas, entonces dijimos para ver si alguien nos va a escuchar con la voz de nuestras armas. De esa manera lo hicimos el 1 de enero de 1994.
Hicimos la guerra, tomamos las armas, claro en los enfrentamientos, muchos hermanos y compañeros pues tuvieron que caer peleando contra el enemigo, pero gracias a la movilización de mucha gente de nuestro país, también en muchos países del mundo, no sabíamos como decirles a esos hermanos, por eso les dijimos la “sociedad civil”, o sea la gente que se movió de los diferentes estados de nuestro país y de los diferentes países del mundo, le llamamos sociedad civil porque no estaban armados pues. Eran gente pues, gente buena de las ciudades, de los estados, de los países y levantaron la voz y pararon la guerra, la masacre. Porque el gobierno federal a los pocos días había movilizado pues muchos miles de soldados federales, y policías y otras corporaciones con el fin de aniquilarnos en pocos días según él. Porque éramos un grupito como dice el gobierno. Un grupito de trescientas personas que se alocaron y que ni siquiera son mexicanos, menos son indígenas del estado de Chiapas por ejemplo. Que eran extranjeros, así decían las noticias, así decían los periódicos, así decían muchos otros medios.
De esa manera quisieron pues ignorar de lo que estaba pasando en nuestro país y por eso quisieron aniquilarnos. Eso fueron las respuestas del gobierno inmediatamente a nuestro levantamiento armado. Pero como les decía gracias a la movilización del pueblo pararon la guerra, y nosotros ya teníamos que estar replegados en nuestras montañas para seguir peleando pues. A los pocos días se dio el cese al fuego, cuando el pueblo dice que se callen un rato sus armas, sobre todo al gobierno obligaron a que pare pues la masacre. Por la presión del mismo pueblo, y así lo hizo. Lo hizo el pueblo mexicano y hermanos de otros países. Y desde ese momento entonces, nosotros los zapatistas, los rebeldes, los alzados en armas pues teníamos que escuchar la voz del pueblo. Porque desde un principio de nuestra lucha, de nuestra organización de por sí nos formamos como ejército pero del pueblo de la gente pobre de nuestro país, de cualquier parte pues, de toda la gente pobre.
Nos hicimos rebeldes, nos hicimos Ejército Zapatista de Liberación Nacional con ese fin, pues con mayor razón teníamos que escuchar la voz del pueblo. Cuando nos dicen “denle una oportunidad a al palabra, hablen, digan qué es lo que quieren para ver si los malos gobiernos entran en la razón.” Nosotros lo hicimos y nos sentaron a los diálogos, como ustedes lo saben ya también. Hicimos tantos diálogos con el gobierno que por fin, no logramos nada pues. Firmamos los primeros acuerdos donde el gobierno federal y el Ejército Zapatista, firmamos el primer acuerdo, como dijeron hace rato en el documento, los acuerdos de San Andrés, sobre derechos y cultura indígena. Firmamos ese acuerdo porque veíamos que si el gobierno cumplía esos acuerdos iba a cambiar casi en forma radical la vida de los pueblos indígenas de México. No solo ni siquiera los zapatistas menos pues los indígenas que vivimos en las montañas allá, sino que todos los pueblos indígenas, todas las tribus y naciones indígenas de nuestro país, iba dar un giro pues, un cambio bastante grande para todos. Porque los acuerdos de San Andrés no sólo contemplaban la palabra de los zapatistas sino que de todos los representantes de los pueblos indígenas de México. Ese acuerdo no es sólo del EZLN es de los pueblos indígenas de México con el testimonio de mucha gente de nuestro país y de mucha gente del mundo.
Pero el gobierno ni así quiso respetar, ni así se movió el corazón para cumplir. Por eso los acuerdos de san Andrés pues se negaron totalmente los gobiernos, los tres poderes que existen en nuestro país, negaron todo ese derecho, le dieron la espalda a todos los pueblos indios de México, traicionaron una vez más a todos los pueblos originarios de estas tierras. El congreso de la Unión, la suprema corte de justicia de nuestra nación, el ejecutivo federal, los partidos políticos, nos dieron la espalda, aprobaron una ley, totalmente contrario a los acuerdos de San Andrés y querían que esa ley aceptáramos nosotros los zapatistas y los pueblos indígenas.
Los pueblos zapatistas dijimos nosotros no, si otros hermanos indígenas de México quieren aceptar, pero nosotros no. Porque somos rebeldes y vamos a seguir la guerra, así dijimos.
Y por esa razón pues, nadie aceptó esa ley que hicieron los gobiernos, que votaron los partidos políticos. Creo que ningún pueblo indígena de México dijo que aceptaba esa ley contraria. Lo único que muchos pueblos dijeron, que desconocían y que mejor seguir en la lucha. Pero como quiera, esa lucha política que nos exigió nuestro pueblo y que esa oportunidad a la palabra siguieramosle dando pues el espacio, para que los pueblos indígenas de México y otro hermanos pobres de México, pudiéramos pues, caminar juntos como hermanos, como compañeros en una lucha.
Y nosotros los zapatistas todavía tenemos ese compromiso con la nación y con el mundo, de seguir caminando este camino político, pacífico a pesar de que nosotros somos rebeldes y armados, a pesar de que la declaración de guerra no está pues cancelado. Pero cumpliendo pues la voluntad de nuestro pueblo mexicano de todos los pueblos indígenas nosotros dijimos vamos a seguir pues la guerra pero de otra manera entonces. Intentamos es camino, este camino político, pacífico esa lucha pues del pueblo que tiene que encaminarse pues así al cambio total de nuestro país. Y por esa razón nos obligó así a buscar entre todos varias formas de organizarnos y de decir nuestra palabra como zapatistas. Y por eso hace pocos años para darle continuidad a la oportunidad de la palabra como dice el pueblo, sacamos la Sexta Declaración de la Selva Lacandona donde expresamos claramente lo que queríamos hacer con el pueblo mexicano y con los hermanos del mundo. Pero sobre todo con los pueblos indígenas.
En la Sexta Declaración dice claramente que vamos a dar otro paso pues en nuestra lucha política y pacífica, vamos a dar otro paso aunque sea peligroso como lo dijimos claramente, sabemos que es muy peligroso pues porque podíamos perder todo los que hemos ganado durante más de diez años allá en el sureste mexicano. Podíamos perder todo. Pero era necesario dar ese paso y por eso dijimos, como parte de ese paso aunque riesgos, vamos a salir a todo el país, vamos a recorrer a nuestro país entero para hablar con nuestros hermanos para encontrarnos con otros hermanos y compañeros de lucha en cualquier parte pues, en cualquier rincón de nuestra patria, así lo dijimos. Dijimos que los que somos de la comandancia general del EZ teníamos que salir nosotros mismos, porque en otras ocasiones tuvimos que mover a muestras bases de apoyo como también ustedes bien saben en los años 98, 99 por ahí, movimos una delegación de mil ciento once zapatistas hacia la ciudad de México. Y después en la consulta nacional movimos cinco mil zapatistas que son bases de apoyo para distribuirse en todo el territorio mexicano para la consulta nacional.
También era riesgoso aquel tiempo porque el enemigo estaba duro y duro contra nosotros y contra todos los pueblos. Pero dijimos que esta vez, en esta etapa de lucha que llevamos, dijimos que no vamos a mandar a nuestras bases, sale la comandancia general del EZ, o sea los comandantes y comandantas son los que tenían que ir ellos mismos a todo el país, ahora lo estamos cumpliendo, estamos empezando.
Pero antes de que saliéramos nosotros, mandamos a nuestro compañero el Subcomandante Insurgente Marcos para recorrer primero el país, para explorar el terreno, para conocerle terreno donde íbamos a estar, él cumplió primero su recorrido pues al país. Seguro que llegó con ustedes el año pasado, donde él pasó confirmando de que nosotros íbamos a venir también. Ahora estamos con ustedes.
El objetivo entonces de nuestra presencia con ustedes, con otros pueblos con otros hermanos, con otro sectores de trabajadores, en las fábricas, en las maquilas, en las escuelas, en otros centros y con otros pueblos indígenas con tribus, con naciones indígenas en nuestro país, el objetivo pues de estar con ustedes y con todos no es más que escucharnos todos como hermanos, intercambiar nuestras experiencias, nuestras historias, nuestras luchas. Conocer ambos pues, nuestras demandas principales como pueblos. Ese es el trabajo que nos hemos planteado, ese es el objetivo principal pues, hablarnos directamente, queremos oírles directamente a nuestros compañeros a nuestros hermanos indígenas, a nuestros hermanos trabajadores. Oír directamente su testimonio, su historia, su lucha, su resistencia, sus demandas, es lo que estamos haciendo en esta etapa de lucha.
Recoger las demandas principales de todos los sectores sociales, porque en base de eso vamos a armar lo que dice la Sexta Declaración: el Programa Nacional de Lucha. Y ese se va tener que hacer entre todos, basado en las demandas de todos los sectores sociales de trabajadores, pueblos indígenas, naciones, tribus indígenas, trabajadores pues de las fábricas, de las escuelas donde quiera donde sea pues estén nuestros hermanos que de cualquier forma sufren injusticias, explotación, humillaciones y maltrato. Hombres, mujeres, niños, jóvenes, ancianos, cualquier persona, cualquier ser humano que siete ese dolor ese sufrimiento en carne propia. Con esa gente pues queremos encontrarnos. Con esos hermanos queremos hablar. Con el fin pues que algún día logremos unirnos y luchar juntos. Ese es nuestro propósito pues hermanos y hermanas, y por esta razón estamos aquí con ustedes hay día pues, queremos escucharles a ustedes, su testimonio, su historia, su lucha, sus demandas, ese le queremos oírles. Aquí vamos a hablar pues, entre compañeros, vamos a hablar aquí como hermanos, debemos sentirnos como en familia, porque tenemos las mismas necesidades, problemas, pero sobre todo compartimos pues muchas cosas en común. Así como nosotros allá, así como ustedes aquí, así como muchos pueblos hermanos, somos pueblos con grandes culturas, con grandes historias, con grandes esperanzas, con grandes pues, experiencias de lucha y de resistencia. Todos los pueblos, sobre todo indígenas en cualquier rincón de nuestra patria, si todavía existen, hasta hoy día es porque han luchado, es porque han resistido, es porque se han organizado, es porque se han defendido, es porque no se han rendido y es porque no se han vendido.
Por esa razón existen, si no ya los hubiera acabado el gobierno y esa resistencia, y esas experiencias de lucha, y esas rebeldía de los pueblos se debe juntar, se debe unir, debe caminar juntos pues nuestras rebeldías, nuestra experiencia. Eso es pues lo que queremos con ustedes, eso es lo que buscamos en todas partes donde vamos y, por eso estamos recorriendo en estos días la zona norte de nuestro país. En este momento estamos nada más tres delegados de la comisión sexta, junto con otros compañeros del congreso nacional indígena y el equipo de apoyo, pero en otro lugares están otros compañeros y compañeras comandantes y comandantas y con el equipo de apoyo que son compañeros y compañeras de lucha. Están haciendo el mismo trabajo, llevan el mismo propósito que todos. Estamos recogiendo testimonios reales y directos de los pueblos. Por eso decimos que cuando nosotros regresemos, terminando esta gira en la zona norte de nuestro país, nosotros vamos a llevar sus testimonios reales, que recogimos directamente de ustedes y de todos los pueblos para compartir con nuestros compañeros allá en el territorio zapatista para que los compañeros que son la mayoría por allá vamos a llevarles estas experiencias, estos testimonios, para que sepan, para que conozcan que hay hermanos en todos lados que están luchando, que están resistiendo y que tienen la voluntad de seguir luchando por su existencia por una vida mejor, por una vida más digna para todos pues hermanos y hermanas, pues esto es lo que quiero decirles para empezar esta pequeña reunión. Ora queremos saber de ustedes, si quieren compartir con nosotros, su palabra, su experiencia, su historia, queremos escucharles pues a ustedes también. Nosotros tenemos muchas cosas que decir con ustedes también, aquí nosotros compañeros de la delegación y compañeros del congreso nacional indígena, también traemos palabras para compartir con ustedes pues.
Pues esto es lo que quería decirles hermanos y hermanas pues gracias por escucharnos estas pequeñas palabras, y un saludo para todos ustedes y todas ustedes de nuestro pueblo rebelde y zapatista en el sureste mexicano. Gracias compañeros y compañeras.

REUNIÓN CON EL PUEBLO MAYO – YOREME, Punta Laguna, Sonora, 14 de mayo.
Comandante Eduardo.

Buenas tardes compañeros y compañeras, con el permiso de mis compañeros Comandantes, de los compañeros del Congreso Nacional Indígena y con el permiso de las autoridades tradicionales:

Pues les cuento pues una pequeña historia de nuestra lucha, también como hemos este hecho, o como estamos haciendo hasta ahora después de la guerra de 94. Nos hemos organizado en varias formas, por que nosotros pensamos que no lo íbamos a dejar así nomás, por que no pensamos traicionar a los compañeros caídos de 94, hay algunos compañeros Comandantes que quedaron, eso no lo queremos, no lo pensamos traicionar y por eso pensamos hacer y seguir haciendo pues el trabajo de nuestra lucha en diferentes formas. Por que si lo esperábamos el gobierno, pues nunca nos iba a resolver nuestra demanda, por eso pensamos que es bueno organizarnos para poder hacer muchas cosas, para que si podamos resistir en nuestra situación que nosotros vivimos allá; por que nosotros no recibimos apoyo del mal gobierno, estamos en resistencia. Y para hacer esa resistencia, pues tenemos que hacer muchos trabajos en colectivos. Claro que recuperamos terrenos o fincas de los finqueros pues, terrenos grandes o de los rancheros, entonces pensamos hacer trabajo en ese terreno, trabajamos en puro colectivo, hay algunos que trabajan de hacer milpa para cosechar maíz y hay algunos compañeros que trabajan que siembran caña pa hacer panelas y con eso pueden sostener, vender esa panela con otros compañeros que trabajan en otro trabajo no, intercambiar la producción en ese mismo estado, en esa misma región. Y también tenemos trabajo en colectivo así de un poquito de ganadería, para poder este producir un poquito de la economía para sostener nuestro municipios autónomos. Claro que hay muchas zonas pues que no recuperaron tierra así como los otros caracoles que están en resistencia, pero están haciendo trabajo en colectivo en otra forma también. Tienen cooperativas así de artesanía o de café, otros que trabajan en hortaliza igual para que ellos encuentran algo y se apoyen en esa lucha de la organización por que está pues duro la situación de resistencia pero como quiera ahí le estamos haciendo.

Entonces, pero pensamos que no nos íbamos a quedar callado, pero después de la guerra tuvimos que conocer varias formas de organizarse, de organizarnos, pensamos también por que de por si antes cuando estábamos empezando de organizar en cadas comunidades habíamos preparado o estábamos preparado de por si de hacer la guerra con las armas y después hacer la guerra así en política. Nosotros sabíamos que había indígenas de diferentes estados de nuestra nación pero no muy lo creíamos, por que ni los conocemos. Pero sí, que la nuestra lucha que es del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional es de todos, no sólo para los del Ejercito Zapatista sino que para todo los Mexicanos de diferentes grupos de trabajo. Entonces eso lo veníamos haciendo y prepararnos también en nuestro trabajo de resistencia, entonces después nosotros nos hicimos más fuerte, pensamos pues de hacer, practicar lo que le decimos autonomía pues tuvimos que hacer reuniones, muchas reuniones para hacer un acuerdo de cómo podemos seguir nuestra lucha, por que si no quedamos así nomás pues, no íbamos a avanzar pues, entonces mejor buscar otra manera, pues entonces practicar lo que es la autonomía. Tuvimos que buscar este, autoridades autónomas lo que le llamamos nosotros. Empezaron a hacer el trabajo los cada centro de trabajo o sea en diferentes municipios, para atender a los compañeros campesinos o indígena en ese municipio por que no había otra forma. Tenemos que hacer fuerte para que podemos avanzar en nuestra lucha pues. Había problemas en diferentes formas pues, pero ahí empezaron a practicar para resolver esas problemas, pero también siempre buscando acuerdo con las otras organizaciones, con los otros grupos indígenas no queremos que aiga pelea entre organización o aiga choque pues, eso no queremos. Siempre el gobierno, el mal gobierno ha buscando mucha forma de cómo dividir la gente pues, ha formado diferentes grupos, así como dijeron hace rato el compañero que mencionó que formó grupos paramilitares pero ni por eso nos pudo este destruir nuestra lucha por que no queremos enfrentar entre campesinos o entre indígenas nosotros pensamos unirnos, darles de entender que es nuestra organización, que es nuestra lucha, que queremos.

Entonces así empezamos a hacer nuestro trabajo, pero más o menos hicimos un poquito fuerte por que ya tenemos ya algunos trabajos que ya hemos hecho. Claro que para resistir nuestra lucha y nuestra situación está muy duro pues, por que tenemos que hacer algo por que si no nos puede chingar el mal gobierno. Entonces este, tenemos trabajo así de la educación, de la educación pues, una parte que nos apoyaron o sea nos mandó ayuda la sociedad civil de las diferentes estado y naciones nos ha brindado apoyo. Empezamos ha trabajar de la educación pero también aparte de nuestro trabajo colectivo empezamos hacer ese trabajo, para que los niños puedan aprender de nuestra historia que han luchado muchos hermanos y también de nuestra lucha que estamos haciendo, no queremos que esto se le olvide a los niños por que tienen que aprender muchas cosas más. Entonces así empezamos a hacer nuestro trabajo ya tenemos varios años que estamos practicando ya tenemos promotores de educación formamos mismo, bueno de los mismos pueblos pues, esos promotores de educación, claro que con el apoyo de la sociedad civil que llegan a dar clases, pero ya en forma de lo que cómo quieren que se eduquen los niños de los diferentes pueblos pues, ya se aprende pues toda en todo en esas escuelas se aprende la ciencia, la técnica, de la historia de nuestra lucha pero también pensamos pues que no deberían dejar la cultura, por que si no pues, así como hacen los maestros o sea del gobierno entonces pues nada más da el estudio lo prepara para poder ocupar un cargo pues para ganar dinero, pero ya no se preocupa de la historia. Y de nuestra cultura ya que se quede pues, ya que se olvide, pero pensamos que no, que es muy importante conservar la cultura indígena.

Entonces eso se esta haciendo allá a donde estamos nosotros, pero también tenemos otro trabajo colectivo de lo no había antes, nosotros tenemos ya un avance pequeño pues, pero ya tenemos. De la salud o sea tenemos este, clínica y este pueden, donde hay consultas pues, pueden dar consultas, pero también llegan doctores ahí y enfemero permanente para atender a los compañeros, pero no solo a los compañeros sino también a las diferentes organizaciones atiende. No era, o sea ya no es igual como antes que no tenemos como atender a lo que se enfermen, pues habían muerto muchos compañeros así en enfermedades curables, pero ahora como que ya más o menos se ha cambiado un poquito por que ya se cura con mucha atención. Ya tenemos, este, ya recibimos pues cada poco de la vacunación que decimos. Entonces, vemos que ya tenemos un poquito de avance de nuestra lucha que hemos hecho y por eso pues también les damos a conocer a ustedes, para que sepan pues también de nuestra lucha como hemos hecho y como esta hasta ahorita pues, hasta ahora. Por sabemos que así nomás, si nos quedamos así nomás pues no vamos a avanzar, así nomás quedamos nadie nos puede apoyar si lo esperamos al mal gobierno nunca nos va a resolver nuestro problema. Entonces por eso nosotros estamos informando, les estamos contando pues nuestra historia de nuestra lucha, pequeño trabajo que hemos hecho a base de nuestra organización, pero también queremos decirles pues a ustedes que nosotros estamos pidiendo pues, que nos hagan favor de decir, de contar pues sus historia de ustedes, como han vivido de esta situación que es capitalista, como están sus vida aquí onde viven cada grupo de indígenas, cada grupo de campesinos o trabajadores, eso queremos saber pues, eso venimos a llevar también, intercambiar experiencias así como dijo el Comandante David, llevar esa información para llegar a contar con los compañeros zapatistas. Entonces es mi pequeña palabra compañeros y muchas gracias.

REUNIÓN CON EL PUEBLO MAYO – YOREME, Punta Laguna, Sonora, 14 de mayo.
Comandanta Susana.

Buenos días, buenos días Compañeras y Compañeros

Con el permiso de mis compañeros Comandantes y de los compañeros de CNI y de los compañeros de apoyo. Pues voy a dirigirle algunas, algunas palabras como ya mencionó el Comandante Eduardo de cómo está la experiencia allá en nuestro pueblo, en nuestro municipio pues allá este nosotros en diferentes trabajos colectivos, pues ahí trabajan hombres, mujeres o sea en todos los trabajos colectivos, por que así se trabaja en nuestros municipios, en nuestras comunidades. Por que ahí pues entre todos trabajamos allá en nuestros municipios, por que así pues vemos también que ya hay avance en nuestra lucha, allá en nuestras comunidades, pues que no había antes como ahora. Ahora ya vemos que es muy diferente por que ya participan hombres y mujeres, entre todos llevamos la lucha pues así nos organizamos desde en principio nuestros trabajos colectivos. Pues así es allá compañeros y compañeras, pues esto es lo que pude decir un poco de mi palabra, pues es todo mi palabra compañeros y compañeras, gracias.

REUNIÓN CON EL PUEBLO MAYO – YOREME, Punta Laguna, Sonora, 15 de mayo.
Comandante David.

Pues bien hermanos, hermanas pues este, el día de hoy pues hemos escuchado una parte más, de lo que es historia de nuestros pueblos. Historias podemos decir pues de dolor y sufrimiento porque todo lo que nos han explicado aquí los compañeros pos son cosas que realmente hemos sufrido pues y lo que son historias para nosotros, nuestra historia, siempre hay que voltear a ver para poder ver el presente y el futuro es importante recordar de que hemos vivido y cómo vivimos, porque de esa manera pues se fortalece nuestro caminar como pueblo.
De por sí los pueblos, las naciones, las tribus indígenas ayer decíamos pues que tienen grandes historias de por sí, pero desde que llegaron los conquistadores, los invasores, pues lo destruyeron todo pues, lo que eran de los pueblos y naciones indígenas. Porque antes de la llegada de los conquistadores, de por si éramos naciones, de por sí éramos grandes pueblos con grandes historias y culturas, con nuestra forma propia de gobernar al pueblo, con nuestras propios pensamientos, con nuestras propias ideas, con todo lo que es la vida de un pueblo, lo teníamos desde antes. Pero cuando llega el conquistador y el invasor, pues quiso destruir por completo y sobre todo pues, quitaron las tierras, toda la riqueza y destruir lo que es la cultura de los pueblos y naciones indias de nuestra patria y de todo el continente pues.
Y por esa razón vivimos en estas condiciones, hasta nuestras fechas porque las guerras de conquista que inició hace quinientos quince años no se ha terminado. Sigue esa guerra de conquista pues. Porque siguen los despojos, sigue la dominación, sigue la invasión a nuestro territorio, nos sigue faltando el respeto, hacia los indígenas como pueblo.
Hace rato estábamos escuchando de leyes que han hecho en el congreso de la unión… pues ya sabíamos pues de que cualquier ley que elabore el poderoso, nunca iba a estar a favor del pueblo, nunca iba a beneficiar a nuestros pueblos, porque son leyes que elaboran de acuerdo a sus intereses. Lo hace con el fin pues de defender sus intereses de poder y de dinero pues.
Precisamente cuando nosotros los zapatistas, los rebeldes desconocimos pues el poder de los poderosos, por eso nos hicimos rebeldes. Porque nos dimos cuenta que las leyes que hacen los gobiernos pues no sirve para el pueblo, y más ahora que han cambiado pues la constitución política, las leyes que se hicieron hace varios siglos ya no es lo original la que se está usando ahora. Los gobiernos lo han hecho, lo han reformado, lo han completado a su manera para justificar pues su invasión, para justificar su explotación, para justificar el exterminio a los pueblos indígenas. Son leyes bien pintadas de acuerdo a sus intereses.
Ayer decíamos de por sí que cuando se hizo iniciativa de ley los acuerdos de San Andrés, ayer les decía, sí lo firmamos pues porque estaba gran parte que iba a cambiar la vida de los pueblos indígenas. Y a los pocos tiempos pues hicieron otra ley como dicen los documentos que leyeron los compañeros: una ley contraria. Cambiaron todo pues. Esa ley no nos iba a servir, ya para qué, para qué queremos. Por eso dijimos esta ley no sirve para nosotros esta ley no vale. Por más que esté firmado por el ex presidente Fox, por el secretario de gobernación, o por cualquier persona, por cualquier diputado del congreso de la unión, por más que esté bien firmado y sellado por ellos, para nosotros no vale. Porque esta ley no es la que va a darle derecho a los pueblos indígenas. Por eso para nosotros esa ley como dije, si lo podemos guardar, lo podemos tener ahí si por si algún día lo vamos a necesitar, como archivo, como algo que nos puede servir para confirmar lo que nos han hecho, como testimonio, lo podemos tener, para que no nos digan que es mentira lo que decimos. Para que no nos vayan a decir: “dónde está pues, dónde nos comprueban que está mal”… ‘saquí tenemos. Por eso es necesario conservar. Pero no es porque nos va a servir, porque son leyes que de por si hacen en contra de los pueblos.
Desde hace muchos años de por sí han decretado leyes y leyes, dicen que para el desarrollo del pueblo mexicano y sobre todo para el desarrollo de los pueblos indígenas. No es cierto, no hay tal ley que de veras esté a favor del pueblo indígena.
Ayer decíamos de por si que es la única garantía que tenemos los pueblos indígenas, esta en el mismo pueblo. No va a venir e otra parte, no. El pueblo tiene que volver otra vez a ser pueblo como antes, a gobernarse de acuerdo a sus propios pensamientos, a sus propios ideales, de acuerdo a su cultura, de acuerdo a lo que es el pensamiento del pueblo indígena. El pueblo sabe gobernarse sólo, como indígenas, durante muchos siglos han sabido gobernarse, han sabido vivir como pueblo y han sabido desarrollarse en todos los niveles. Si ahora nos dicen que tenemos que estar sometidos, pues a las autoridades extranjeras es porque nos quieren tener toda la vida o no quieren acabar completamente pues de esa forma no vamos a tener la libertad de vivir como pueblo y de pensar como pueblo. Por eso nos quieren tener pues bajo sus órdenes.
Pero ahora estamos pues hablando de que esa forma de vida, no va a quedarse de esa forma, se tiene que cambiar. Lo tenemos que cambiar pues. Nuestro pueblo tiene que volver a rescatar lo que es suyo, por estos legares hablan mucho de territorio, hablan mucho de la madre naturaleza, que de por sí hablamos mucho los indígenas, las tierras invadidas, las tierras en manos del patrón tienen que ser recuperado, nuestro territorio tienen que ser respetado, las tierras tienen que ser de quienes la trabajan. Pero que sea el fruto de esa madre naturaleza tiene que ser en beneficio del pueblo y no sólo de unos cuantos patrones como ahora está pasando en todas partes. Pero eso lo vamos a lograr, como dicen los compañeros, si nosotros como pueblo, si nosotros como indígenas nos vamos a unir para luchar juntos. Sólo, de esa forma. Porque de otra forma van a seguir invadiendo cada vez más lo poco que nos queda, donde todavía queda un poco. De por sí en algunas partes ya nos les queda nada. A los indígenas porque les han robado todo. Donde ya no tienen ni un pedazo de tierra tiene que estar trabajando como esclavos en su propia tierra.
Como dice el hermano, aquí hay ciudades del puertos donde el dueño, el que era dueño de la tierra, ahí tiene que estar trabajando de esclavo y por eso decimos, somos esclavos en nuestra propia tierra, por que la tierra es de nosotros. Ahí tenemos que trabajar sometido, donde nos pagan una miseria. Y todo eso se tiene que cambiar.
Ahora lo que dicen los compas, lo que sigue es seguir la lucha. Seguir el camino que hemos iniciado entre todos, si ahora las leyes que han elaborado los gobiernos, no sirve para los pueblos indígenas, pues precisamente pues, estamos pensando de que vamos a cambiar las leyes, vamos a hacer otras leyes que sea de veras del pueblo.
Si el congreso de la unión está lleno de ladrones, no tenemos por qué rogar a esa gente que sólo nos ha robado, que sólo nos han dominado, pues no. pues es cierto como dicen los compas, ya no debemos estar rogando a esa gente que de por sé quieren que sigamos ahí hincados ante ellos. Ahora tenemos que ponernos de pie como ya se ha dicho muchas veces y seguir adelante pues la lucha.
Pues compañeros y hermanos, no tengo más comentarios por el momento pues, vamos a seguir todavía el trabajo. Pero como quiera pues, está claro lo que hemos vivido, lo que hemos sufrido, pero también está claro lo que debemos hacer como pueblo si queremos algún día vivir de veras con dignidad, con justicia, ya sabemos lo que tenemos que hacer y hay que seguir. Como podamos cada quien en su tierra, cada quien en su rincón, pero no quiere decir que solitos vamos a estar cada uno, o cada pueblo. Ahora se trata de que las luchas tiene que ser conjunto, tiene que ser entre todos, no importa las distancias donde estemos, para las luchas del pueblo no debe existir distancias no debe haber fronteras ni barreras pues. Para las luchas del pueblo tiene que estar por todos lados, tiene que ser juntos. Y así lo vamos a hacer y así lo estamos haciendo ahora pues. Así estamos aquí, de diferentes pueblos, de diferentes lenguas y culturas pues es que estamos construyendo algo pues, algo que nos va a servir, algo que va a servir a nuestros hijos, a nuestros niños y jóvenes. Son ellos los que vana a vivir, pero nosotros los que somos grandes, que somos personas mayores tenemos que dejar algo pues como herencia. Que no sea sólo la humillación y el sometimiento como nos han tenido a nosotros. Tenemos que dejarle algo bueno para el futuro.
Nosotros decimos los zapatistas, sabemos que no lo vamos a ver, el futuro, el triunfo de nuestra lucha, sabemos, porque estamos viendo que falta mucho y además que la vida no lo tenemos comprado nosotros, pero como quiera, sabemos que sí va a servir para muchos, para el pueblo que viene detrás de nosotros. Por eso vale la pena luchar, vale la pena pues hacer algo.
Entonces si entendemos todos de esta forma, pues, vamos a ser todo lo posible por el bien de los pueblos, por el bien de la nación, por el bien de todos.
Pues hermanos no nos queda más que seguir adelante esta lucha porque este es el camino que debemos tomar todos y no pues a la resignación ni a la rendición, siempre con la frente en alto, hacia delante vamos a seguir caminando. Pues sería todo compañeros y compañeras, alguien quiere hacer uso de la palabra pues estamos en completa libertad, para comentar pues lo que nos han dicho los compañeros aquí sobre los documentos que nos han dado lectura hasta da coraje escuchar no. pero es la realidad pues, es nuestra historia, pues. Esto es lo que ha pasado, esto es lo que nos hacen los gobiernos, por eso vale la pena escuchar la verdadera historia, entonces podemos seguir comentando pues esta plática.
Pues gracias compañeros y compañeras.

REUNIÓN CON EL PUEBLO MAYO – YOREME, Punta Laguna, Sonora, 15 de mayo.
Comandante Eduardo.

Sobre lo que escuchamos de esta historia de ustedes que han visto también como nos están tratando los malos gobiernos, igual nos está haciendo allá en sur de México. Pensábamos nosotros que no esta pasando en diferentes lugares pero ya nos dimos cuenta que si estamos igual, eso nos hace pensar de que el gobierno nunca nos va a resolver nada, que la verdad ya se dieron cuenta también así como nos informa el compañero Alfredo, ya hicieron en mucha forma, ya pidieron solución de su tierra y nunca nos van a resolver.

Así que yo creo o sea pienso pues, que ya tienen corajes igual como nos hizo allá pues. Primero nos dieron coraje, una vez cuando ya estamos con rabia entonces nos hicimos levantar en armas, igual estamos ahorita nada más que no lo vamos hacer con arma, tenemos las armas pues pero no se va usar, por el momento pues. Tenemos que hacer pura política, pero primera es que nos organicemos, nos unimos, hacemos una fuerza muy grande para poder voltear esta mala política que tienen los gobiernos. Por que ninguna manera vamos a poder si es que haciendo en esta forma como lo hacen pues, nos hacen nada más gastar por que para llegar en México tienen que cooperar para que vaya uno a pedir solución de alguna problema o de tierra no se que, pero nos hace gastar nada más, entonces lo que queda, lo que nos queda es organizarnos para encontrar la justicia, la democracia y la libertad para todo el pueblo de México. Ya no nos queda más que hacer más que hay que organizarse estén a donde estén. Pero tienen que pensar de que sí, algún día vamos a ganar. Estamos muy seguro compañeros, hay que pensar de lo futuro para los niños para los que vienen atrás.

Es lo que quería yo decir y muchas gracias compañeros

REUNIÓN CON EL PUEBLO MAYO – YOREME, Punta Laguna, Sonora, 15 de mayo.
Comandanta Susana.

Bueno, voy a participar un poco también. Este como ya escuchamos lo que dice Don Alfredo este, pues como habla de ahí le escuche un poco también, como habla de pura leyes también ahí, ahí también como escuché también un poco, pues como que el gobierno pues este, como que nos respeta un como parece, pero es mentira. Nosotras las mujeres a donde quiera que estemos, las indígenas, los campesinos que vivimos pues en los rincones, el gobierno nos ve como basura, nos ve como animales. El gobierno nosotras como personas, como mujeres que somos pues a mi también me da coraje, por que cuando no sabíamos nada de la situación que estamos viviendo sentíamos el dolor pero no sabíamos por que, pero ahora pues este el gobierno pues ya vimos que es pura mentira lo que dice. El gobierno pues nos tiene humilladas, ni siquiera tenemos el respeto, el derecho como mujeres no tenemos nada, sobre todo no tenemos la palabra como mujeres, como indígenas que somos.
No tenemos la palabra por que somos indígenas, somos campesinas y somos mujeres, por eso el gobierno, pues las mujeres no sirven, no pueden hablar, no tienen derecho de participar; eso nos dicen los malos gobiernos, siempre nos dice. Pero vimos, ya hicimos en el recorrido como ya pasamos estos lugares, el otro estuvimos también en Tijuana platicamos con unas de las trabajadoras de las maquilas ahí donde sufren mucho las mujeres de su trabajo. Ahí la verdad ahí lloraron de platicar su sufrimiento del dolor que tienen en su trabajo. Los patrones ni siquiera les tienen respeto, no tienen derecho de hablar para nada y tienen que obedecer a sus patrones, así están las trabajadoras de las maquilas y no solo las compañeras que trabajan en las maquiladoras, sino que también de los hombres, también los muchachos que trabajan en las maquilas también, pues ahí a donde sufren mucho. Antes nosotros sabíamos pues de los trabajadores de las maquilas y en las fábricas y nosotros pensamos que no sufren nada, pero en la verdad que no es cierto, allá donde sufren mucho y también este en las comunidades indígenas a donde pasamos ya y también sufren mucho también y ya la vimos.

Pues una parte el gobierno nos dice pues, que ya no tengamos mas hijos los indígenas, así nos dice el mal gobierno pero nosotros no tenemos que hacerle caso, por eso tenemos que luchar como mujeres indígenas como mujeres campesinas tenemos que luchar nosotros también como mujeres y acá ustedes aunque sea son dos o tres mujeres aquí están. Pero tienen que unirse a la fuerza, pues tenemos la fuerza por eso allá también cuando ya vimos también, pues ya conocimos algo como mujeres indígenas, como mujeres indígenas pues ya tenemos el derecho. Una parte gracias a nuestra organización ahí es donde conocimos más, a donde que nos dio el derecho de hablar o de participar en diferentes trabajos colectivos, por que ahí también trabajamos las mujeres allá donde estamos en las comunidades. Y es que solamente así unirnos y para, para demostrar al mal gobierno, para que el mal gobierno no nos tenga humilladas y explotadas, marginadas por eso tenemos que abrir nuestros ojos, nuestros corazones. Por eso las compañeras que estamos aquí bueno solo yo estoy aquí, me ven solita aquí pero no, las otras están trabajando en diferentes lugares, por que estamos repartidas y las demás compañeras están en otras comunidades allá, trabajando también. Por que escuchamos del mal gobierno por nos dice pues, las mujeres solo sirven para la cocina, las mujeres solo sirven para tener hijos nos dice el mal gobierno, solo eso servimos. Pero las mujeres no somos solo para eso, servimos para hacer muchas cosas nosotras las mujeres por eso venimos a conocernos también, nunca pues pensé que iba a llegar hasta acá, platicar un poco con ustedes y por que venimos de allá también pero, como estamos aquí para que nos conozcamos un poco y para decir pues así esta el mal gobierno pues.

Siempre a nosotras las mujeres nos quiere maltratar más todavía, pero nosotras las mujeres allá pues ya no nos dejamos que nos maltrate el gobierno. Nos alzamos la voz también contra ellos por eso nos organizamos las mujeres, pero algún día aquí en su territorio hombres y mujeres tenemos la fuerza para luchar de organizarse. Pues así está, si no nos organizamos las mujeres pues así vamos a estar como siempre, que el mal gobierno nos vea así gachadas, si no participamos, si no hablamos el gobierno va a seguir riéndose de nosotras. Pero no va a quedar así siempre, siempre habrá algún día aquí en su territorio como ustedes con mujeres, jovencitas se organizan para defender su territorio también si podemos también a las mujeres, pero juntos con los hombres y mujeres y jóvenes entre todos si podemos. Así es nuestra situación como mujeres, pero no va a quedar siempre así, tenemos que participarnos más y luchar también ustedes aquí, aunque allá somos, estamos muy lejos pero, pero nuestra voz pues, nos llega hasta acá para unirnos sentimos una sola fuerza, un solo pensamiento entre todos, por eso venimos hasta acá, para unirnos nuestra fuerza y pensamiento y nuestro corazón. Pues eso es todo lo que yo pude decir compañeros y compañeras, gracias.

 
 

Area de Descargas

Descargue aquí los archivos de este artículo en su formato original.

Share

No hay comentarios »

No hay comentarios todavía.

RSS para comentarios de este artículo. TrackBack URL

Deja un comentario

Notas Importantes: Este sitio web es de la Comisión Sexta del EZLN. Esta sección de Comentarios está reservada para los Adherentes Registrados y Simpatizantes de la Sexta Declaración de la Selva Lacandona. Cualquier otra comunicación deberá hacerse llegar por correo electrónico. Para evitar mensajes insultantes, spam, propaganda, ataques con virus, sus mensajes no se publican inmediatamente. Cualquier mensaje que contenga alguna de las categorías anteriores será borrado sin previo aviso. Tod@s aquellos que no estén de acuerdo con la Sexta o la Comisión Sexta del EZLN, tienen la libertad de escribir sus comentarios en contra en cualquier otro lugar del ciberespacio.


Archivo Histórico

1993     1994     1995     1996
1997     1998     1999
2000     2001     2002     2003
2004     2005     2006
2007     2008     2009     2010
2011     2012     2013
2014     2015     2016     2017

Comunicados de las JBG Construyendo la autonomía Comunicados del CCRI-CG del EZLN Denuncias Actividades Caminando En el Mundo Red nacional contra la represión y por la solidaridad